La Nueva Nao - Periódico Noroeste
 
Periódico Noroeste
26 de Abril de 2018  •  Edición impresa Edición de hoy  •  24º
Buscar
null
>
La Nueva Nao
El Ejemplo
Alfonso Araujo
22/09/2013 | 00:00 AM

Hoy pongo dos cuentos chinos que vienen al caso a la situación de México: Dicen que cuando le preguntaron
a Confucio las cosas más importantes para que un Estado sobreviva, respondió: "Ejército, Alimento y Confianza en su Gobierno". Al preguntarle cuál sería la primera de esas tres opciones que pudiera eliminar, respondió, "el Ejército". Al preguntarle cuál sería la segunda, dijo, "el Alimento. La gente vive y muere en todas las épocas, pero sin Confianza, un Estado no puede sobrevivir".
Y el segundo narra el largo proceso para ganarse la confianza de un pueblo: Cuando el Duque Wen regresó a gobernar su patria, empezó a educar a su gente y en el segundo año de su reinado comenzó a pensar en acciones militares. Al enterarse de esto, su asistente Hu Yan le dijo: "La gente aún no comprende el concepto de rectitud, y sus vidas aún carecen de estabilidad." Así, el nuevo soberano decidió trabajar para mejorar las condiciones de vida de su pueblo y la gente se volvió disciplinada y diligente.
Más tarde, el Duque volvió a pensar en la guerra pero Hu Yan lo volvió a reprender. "La gente aún tiene el concepto de Confianza, y siguen sin comprender las razones para tus nuevas medidas administrativas".
Por lo tanto, el Duque se esforzó en dar a la gente ejemplos de confianza. Así, cuando la gente realizaba trueques, no se afanaban por obtener beneficios indebidos, y poco a poco se fueron volviendo honestos en sus acciones y leales en sus palabras.
"¿Es ya tiempo de emprender acciones militares?" preguntó el soberano entonces. Pero Hu Yan lo volvió a reconvenir con apremio, "La gente aún no comprende el significado de los ritos y los modales. Además, aún no desarrollan plenamente su actitud de reverencia y respeto a la jerarquía".
Como consecuencia, el Duque Wen realizó acciones para mostrar a la gente la importancia de los rituales, y estableció supervisores que se aseguraran de que todas las cosas se llevaran a cabo en buen orden en su administración.
Así, la gente pudo obedecer las órdenes sin confusiones, y con el tiempo se vieron listos a ser movilizados para cualquier misión.
Finalmente, el Duque Wen pudo usar sus tropas para rechazar a las tropas del Estado de Chu que asediaban la provincia de Gu, y rompió el estado de sitio en el que se encontraba la provincia de Song. Tras una batalla en contra del Estado de Chu, su reino obtuvo una posición de hegemonía respecto a los otros. Todo esto fue resultado de sus esfuerzos para educar y disciplinar a su pueblo.

Sígame en mi blog: http://lmndsxtrn.blogspot.com
El autor es académico Ex-A-Tec y asesor de negocios internacionales radicado en China
alfonsoaraujog@gmail.com

    Sé un buen ciudadano
    Suscríbete al boletín Front News y recibe las noticias más importantes en tu correo todos los días.
    Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
    Te puede interesar..