Calificala como ...
Miércoles 26 de Noviembre de 2014    
www.noroeste.com.mx
 
Piñatas navideñas
No puede haber celebración de una posada si no se apalea una estrella que derrame sobre niños y adultos su dulce contenido.
Héctor Castro
23-12-2007
 
 
 
 
  < anterior
 
Hace un año fue la última vez que intentó elaborar las piñatas teniendo como base la olla de barro, pero los padres de familia se asustaron pensando que sus hijos se golpearían y las pidieron elaboradas con papel periódico. Las ollas se quedaron en un rincón y después se quebraron.
Por eso, este año Doña Mary decidió no intentar más con el barro y construir en base a papel y cartón las piñatas de estrellas, que tienen sus mayores ventas en diciembre, cuando se llevan a cabo las posadas.
María del Socorro Rendón Lizárraga tiene 35 años haciendo piñatas y cada diciembre es cuando aumenta la producción, en comparación con otra época del año.
En su taller, decenas de piñatas listas para “vestirse” se encuentran colgadas en todos los espacios posibles. El papel china de colores y el engrudo están disponibles para convertir la estructura de cartón y periódicos en motivos de colores.
Ahora, la sala de su casa, ubicada en Guillermo Nelson, se encuentra ocupada en su mayoría por piñatas de estrella, que es la que más es procurada por los compradores.
Los mayoristas o quienes compran al menudeo lo mismo van por las piñatas de 50 pesos que por las de dimensiones más grandes, que llegan a costar hasta 270 pesos.
“Además de las estrellas, que es la que más se procura, para las posadas también están procurando piñatas de Santa Clos, botas, renos y monos de nieve”, señala.
Prácticamente la elaboración de piñatas para los cumpleaños se ha cancelado, indicó, porque se pide más con motivos navideños, que es lo que se pide durante diciembre.
Rendón Lizárraga comenta que el proceso de elaboración de piñatas inicia desde muy temprano, cuando arrancan la jornada laboral con la fabricación de las bases que servirán como centro para que se sequen cuando el sol caliente el techo de la casa.
El papel china es la base para “vestir” a las piñatas, menciona, porque es el que le da colorido y se busca que llame la atención a partir de las combinaciones que se realicen.
“Pero ya no utilizamos el barro, la gente ya no quiso comprar más las piñatas con tinajas por temor a algún accidente, sobre todo con los niños, ahora hacemos las formas redondas con cartón y papel periódico”, explica.
En La Casa de las Mil Piñatas se continuará trabajando para tener listos uno de los objetos centrales de las posadas. El relleno de las piñatas, tendrá que comprarse aparte.

DULCE CONTENIDO
El "relleno" no puede faltar en una piñata y en la época navideña los elementos que no pueden faltar son:


Colación
$32 el kilogramo

Cacahuates
$32 el kilogramo

Mandarina
$6.80 el kilogramo

Caña de azúcar
$10 la vara


“Además de las estrellas, que es la que más se procura, para las posadas también están procurando piñatas de Santa Clos, botas, renos y monos de nieve."
María del Socorro Rendón Lizárraga
Artesana

Calificación
 
   
 



 PUBLICIDAD
O P O R T U N I D A D E S
LO MÁS...
LEIDO
VISTO
COMENTADO
MOSTRAR :
LO MÁS RECIENTE
LO DE SIEMPRE
 
Todos los derechos reservados. Editorial Noroeste, S.A. de C.V.
Generada en: 0.06447 segundos