Calificala como ...
Jueves 20 de Noviembre de 2014    
www.noroeste.com.mx
 
TíMPANO
Tímpano perforado
Además de ser un doloroso problema, sufrir un daño en esta membrana daña la calidad de audición
Noroeste/Redacción
12-07-2009
 
Como un pequeño tambor que vibra al recibir los sonidos, el tímpano es una fina membrana que separa el oído externo del interno. Si resulta dañado no sólo provoca dolor, sino también afecta la capacidad auditiva de la persona.

Para diagnosticar este padecimiento, es el otorrinolaringólogo quien por medio de un otoscopio observa el tímpano, además de realizar un examen audiológico que permite medir el grado de daño auditivo que existe.

"La perforación de tímpano, como tal, no es problema, la misma naturaleza del oído logra reconstruir el tímpano. El problema radica en las secuelas que esto deja, principalmente en los problemas auditivos", explica el doctor Miguel D´Urzo, miembro de la Federación Mexicana de Otorrinolaringología, Cirugía Cabeza y Cuello, A.C.

Si la perforación es muy pequeña, explica el especialista, el otorrinolaringólogo puede elegir observarla durante un tiempo, para ver si cierra espontáneamente.

Cuanto más grande es la perforación, más tarda en cerrar y el daño auditivo es mayor, siendo necesario recurrir a una cirugía reparadora del tímpano llamado timpanoplastía.

La mayoría de las perforaciones cicatrizan espontáneamente en algunas semanas después de la ruptura, aunque otras pueden durar varios meses en hacerlo, señala el médico.

El tratamiento se basa en antibióticos y analgésicos que ayuden a controlar la infección y dolor de oído.

Timpanoplastía

Bajo anestesia general, esta cirugía consiste en tomar un injerto del propio paciente, que puede ser facial del músculo temporal, cartílago u otro tejido, y colocarlo a modo de tímpano nuevo.

Funciones del tímpano

- Mantiene la presión del oído interno y externo.

- Recibe las ondas sonoras que entran al oído.

- Aísla el oído de cualquier tipo de líquido.

Causas principales de perforación

- Un golpe fuerte y directo en el oído.

- Cambios bruscos de presión.

- Introducción de un objeto extraño dentro del oído, como bastones de algodón, pasadores o tapas de plumas.

- Una infección de oído no tratada o mal cuidada puede causar la ruptura del tímpano, a medida que aumenta la presión del líquido en el oído medio.

Síntomas

- Salida de líquido del oído de color claro, pus o sangre.

- Ruido o zumbido constante en el oído.

- Molestia o dolor persistente del oído, puede ser severo y en aumento. Puede existir una disminución repentina del dolor de oído seguido de una secreción de líquido.

- Debilidad facial o aparición de vértigo.

- Perdida auditiva leve o severa en el oído afectado.

Prevención

- No introduzcas ningún objeto puntiagudo en el oído.

- Mantén tus oídos secos y limpios, y no permitas el ingreso del agua al oído al ducharte, echarte champú o bañarte en la tina. Los oídos se limpian por sí solos, no necesitan de ayuda.

- Evita nadar en aguas contaminadas.

- Usar tapones en los oídos al nadar.

- Sécate las orejas con suavidad utilizando una toalla. Facilita la salida de agua del oído doblando el cuello e inclinando la cabeza hacia un lado.

- No te rasques los oídos ni con bastones de algodón u otros objetos.

- Los niños no deben limpiarse los oídos por ellos mismos, lo deben hacer con ayuda de un adulto.

- En el momento de tener dolor de oído, acude de forma inmediata al medico para frenar la infección. No te automediques.

Calificación
 
Muy buena
 
Votos: 2
 
 



 PUBLICIDAD
O P O R T U N I D A D E S
LO MÁS...
LEIDO
VISTO
COMENTADO
MOSTRAR :
LO MÁS RECIENTE
LO DE SIEMPRE
 
Todos los derechos reservados. Editorial Noroeste, S.A. de C.V.
Generada en: 0.07390 segundos