Pese a blindaje anunciado
Vulneran operativo de seguridad en Carnaval y asesinan a un hombre
El ataque se registra horas antes de iniciar el Carnaval, en un cruce vial de la Colonia Obrera de este puerto, donde hay cámaras de videovigilancia
Noroeste / Redacción  -  09 Febrero 2018

Aunque se anunció una vigilancia total para inhibir delitos, ayer por la mañana el Operativo de Seguridad para Carnaval fue “vulnerado” con el asesinato de un joven en uno de los puntos más transitados del puerto, donde incluso hay cámaras de vigilancia.

El crimen no se registró en la zona de Carnaval, pero fue presenciado por personas que caminaban y por conductores de unidades vehiculares.

La víctima fue identificada como Jesús N., de 20 años, el cual circulaba en una camioneta Dogde color blanco, en el crucero de la Avenida Pesqueira y Avenida Gabriel Leyva, en la Colonia Obrera.

Ese punto de la ciudad es utilizado como ruta hacia el Centro o para salir del puerto hacia el sur.

Ahí se concentran industrias pesqueras, y es la misma avenida, aunque a cientos de metros, de donde se encuentran el cuartel general de la Comandancia de la Tercera Región Militar y de la Cuarta Zona Naval Militar.

De acuerdo con testigos y autoridades ministeriales, el asesino y un compañero se trasladaban en una motocicleta, mientras la víctima esperaba el cambio del semáforo en Avenida Pesqueira, para tomar la Gabriel Leyva.

Uno de los ocupantes de la motocicleta sacó una pistola con la que le disparó en varias ocasiones, y huyeron con dirección al Parque Bonfil.

El joven quedó recostado en el asiento de la unidad, sin vida.

La mayoría de los disparos fueron a la cabeza.

Personal de la Vicefiscalía Regional de la zona sur confirmó que en el ataque directo se utilizó una pistola calibre .45, de la que quedaron varios casquillos en la vialidad.

Se ‘relaja’ la seguridad

Las principales entradas y salidas de la ciudad estuvieron ayer sin retenes, tampoco se observó fuerte presencia de elementos de seguridad en las vialidades de este puerto, lo que contradice el anuncio de un Carnaval “blindado” por más de 2 mil policías, militares y socorristas.

En un recorrido, no se observaron retenes en Avenida Ingeniero Mario Arturo Huerta Sánchez, antes Carretera El Habal-Cerritos, y en la Carretera Internacional 15 México Nogales, tanto en ejido El Castillo como en el ejido El Venadillo.

En el paseo costero y en la Zona Dorada se vio el patrullaje normal de elementos de las policías Municipal y de Tránsito, así como la circulación de elementos del Ejército Mexicano en camiones y camionetas, pero no “filtros sorpresa”.