"'... Sólo pensaba en mí mismo'"

"'... Sólo pensaba en mí mismo'"
06/11/2015

    Rafael Cárdenas

    Con el apoyo de la familia y las ganas de salir adelante se puede dejar el consumo de drogas, aseguró Sergio, ex paciente del Centro de Integración Juvenil.
    En el Día Internacional Contra el Uso Indebido y Tráfico Ilícito de Drogas celebrado ayer en el Centro de Integración Juvenil, el hoy estudiante universitario de 19 años, contó su experiencia sobre el consumo de estupefacientes y de cómo logró dejar la adicción a sustancias nocivas.
    "A los 13 años estaba en secundaria. (Había) un muchacho que su papá era traficante y yo me empecé a juntar con él; ya de ahí empecé a trabajar con el señor éste y empecé ahí a consumir".
    De esa manera, Sergio empezó a evocar su pasado.
    "A los 13 años probé la marihuana, pero la verdad no me gustó porque por mi carácter me daba para abajo, me cansaba, me adormilaba y siempre buscaba algo que me ponga como dicen: al tiro; fue la coca lo primero, ya que después que tuve un consumo grande serían ocho gramos casi diarios, ya no me llenaba y comencé con el cristal y con una dosis pequeña sentía lo que sentía con mucha cantidad de coca".
    Contó que lo detuvieron y llevaron al tutelar para menores; de ahí lo enviaron sus padres al Centro de Integración Juvenil. El dolor de ver a su madre preocupada fue lo que más le dolió, pero también fue el detonante para salir de su problema.
    "En la prepa me detuvieron, mi mamá fue la que se sintió más mal, ver su cara de sufrimiento y la verdad que nunca había pensado en eso, sólo pensaba en mí mismo".
    Sus padres también acudieron al CIJ y comprendieron su problema. Eso fue lo que ayudó a encontrar la forma de recuperarse, a sacar lo malo de sí a través del deporte, de la ocupación de mantenerse en actividades productivas.
    Ahora le ayuda a su padre en su negocio, se ha alejado cada vez más, aunque no de algunas amistades nocivas; aún así, no se ha dejado caer de nuevo en el consumo de estupefacientes.
    "Soy alegre, tengo amigos, mi novia, luchar por mí, porque si yo estoy bien todos los demás van a estar bien, la familia es importante, es parte del tratamiento para que te apoye, ya en el centro de integración los ayudaron a comprender que no eran ellos el problema sino yo", puntualizó.

    Se encuentran padres y pacientes
    En el marco de la conmemoración de la lucha contra las drogas, la terapeuta Hilda Ivonne Márquez Guevara impartió una conferencia sobre la importancia de la espiritualidad y la fortaleza que ésta otorga para que la persona que desea dejar el consumo de estupefacientes, logre sanar.
    "La espiritualidad es emplear a tu favor lo que son los valores, lo más interior y profundo que puedas tener como persona, es decir, dentro de ti tienes tu área corporal, mental y espiritual; el estar bien consigo mismo, el valor de la libertad, del amor, del estar bien", dijo.
    "En los muchachos llenarles ese vacío, pedirle a un ser superior que sólo por hoy no consumir, pedirle fuerzas, reconciliarse, hacer bien las cosas, la espiritualidad la puedes encontrar en la misma naturaleza, la relajación, haciendo prácticas, deportivas ocupaciones, la espiritualidad es un factor importante para la prevención". 

    "En la prepa me detuvieron, mi mamá fue la que se sintió más mal, ver su cara de sufrimiento y la verdad que nunca había pensado en eso, sólo pensaba en mí mismo".
    Sergio
    Ex paciente del Centro de Integración Juvenil

    Periodismo ético, profesional y útil para ti.

    Suscríbete y ayudanos a seguir
    formando ciudadanos.


    Suscríbete
    Regístrate para leer nuestro artículo
    Esto nos ayuda a identificarte mejor al poder ofrecerte información y servicios justo a tus necesidades al recibir ayuda de nuestros anunciantes.


    ¡Regístrate gratis!