|
Explosión

Al menos 92 muertos deja incendio de hospital Covid-19 en Iraq

La policía dice que el incendio en el hospital al-Hussein comenzó cuando las chispas de un cableado defectuoso se propagaron a un tanque de oxígeno y lo hicieron explotar

BAGDAD._ Al menos 92 personas han muerto después de un incendio en una sala de aislamiento de Covid en un hospital en la ciudad iraquí de Nasiriya.

Gran parte del sistema de salud de Iraq está en malas condiciones después de años de conflicto y los familiares enojados de las víctimas han estado protestando frente a las instalaciones, publicó multimedios.com.

La policía dice que el incendio en el hospital al-Hussein comenzó cuando las chispas de un cableado defectuoso se propagaron a un tanque de oxígeno y lo hicieron explotar.

Se han emitido órdenes de arresto contra 13 personas, informan los medios locales. El sitio de noticias de propiedad privada Shafaq News informa que la lista, emitida por el Tribunal de Investigación de Integridad de Dhi Qar, incluye al jefe de salud de la provincia, Saddam Sahib al-Taweel.

El primer ministro Mustafa al-Kadhimi ordenó anteriormente el arresto del director del hospital y dijo que el fuego era “una herida profunda en la conciencia de todos los iraquíes”.

Los funcionarios de salud dicen que más de 100 personas resultaron heridas en el incendio.

La nueva sala tenía espacio para 70 camas y se construyó hace solo tres meses, dijeron funcionarios médicos a la agencia de noticias Associated Press.

Fue el segundo incendio de un hospital en Iraq en tres meses. En abril, un incendio en un hospital de Bagdad mató a más de 80 personas.

Oday al-Jabri, que perdió a cuatro familiares y dos vecinos en el incendio, dijo a la agencia de noticias AFP que estaba frustrado y enojado.

“No sé si consolar a mi familia, a mis vecinos o a mis parientes”, dijo.

“Un paciente infectado con coronavirus es traído aquí para ser tratado, pero es devuelto en un ataúd junto con su familia e hijos. ¿Dónde [más] sucedería tal cosa?”, indicó Abu Nour al-Shawi

Un médico del hospital, que habló con Reuters bajo condición de anonimato dijo que el edificio carecía incluso de las medidas de seguridad básicas.

“El hospital carece de un sistema de rociadores contra incendios o incluso de una simple alarma contra incendios”, dijo.

“Nos quejamos muchas veces durante los últimos tres meses de que podría ocurrir una tragedia en cualquier momento debido a la colilla de un cigarrillo, pero siempre recibimos la misma respuesta de los funcionarios de salud: ‘No tenemos suficiente dinero’”.

Después del mortal incendio de abril en la capital, iniciado por un tanque de oxígeno, el ministro de Salud, Hassan al-Tamimi, renunció.

La pandemia ha afectado gravemente al servicio de salud iraquí, que ya sufre tras años de guerra, negligencia y corrupción.

Iraq ha informado de más de 17 mil muertes y registrado 1,4 millones de infecciones por coronavirus, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

El país ha administrado al menos una dosis de una vacuna contra Covid-19 a poco más de un millón de sus aproximadamente 40 millones de ciudadanos, dice la Organización Mundial de la Salud.

Periodismo ético, profesional y útil para ti.

Suscríbete y ayudanos a seguir
formando ciudadanos.

Suscríbete
Descarga gratis nuestra App
Download on the App Store    Disponible en Google Play