Te quedan articulos gratis este mes
|
Reconocimiento

Otorgan el Premio Nobel de la Paz a dos periodistas, uno ruso y una filipina

Son reconocidos por sus contribuciones en la defensa de la libertad de expresión y de la democracia

Los periodistas Maria Ressa, de Filipinas, y Dmitry Muratov, de Rusia, ganaron el premio Nobel de la Paz, por su lucha por la libertad de expresión en sus respectivos países, según anunció el Comité Nobel Noruego.

Ressa y Muratov fueron galardonados “por sus esfuerzos para salvaguardar la libertad de expresión, que es una condición previa para la democracia y la paz duradera”, indicó la presidenta del comité Nobel, Berit Reiss-Andersen, en una rueda de prensa en Oslo.

Muratov, de 59 años de edad , es uno de los fundadores y jefe de redacción del periódico ruso Novaya Gazeta, y “ha defendido desde hace décadas la libertad de expresión en Rusia en condiciones cada vez más difíciles”, según subrayó el jurado.

Ressa, de 58 años de edad, ex periodista de la cadena CNN y cofundadora de la página de información digital Rappler, ha sido objeto en los últimos años de varias investigaciones, procesos judiciales y ha sufrido un intenso ciberacoso.

El medio digital Rappler ha publicado artículos críticos contra el jefe de Estado filipino, Rodrigo Duterte, incluyendo su polémica lucha contra el narcotráfico.

La periodista filipina fue galardonada el pasado mes de abril con el Premio Mundial de la Libertad de Prensa Unesco/Guillermo Cano 2021, creado en memoria del periodista colombiano Guillermo Cano, asesinado en 1986.

La libertad de prensa, que hasta el momento nunca había obtenido el Nobel de la Paz, figuraba entre los temas favoritos para este año, en el que compitieron 329 candidaturas.

Tras conocerse la noticia este viernes, el Kremlin saludó la “valentía” y el “talento” de Muratov, quien dirige el principal diario ruso de la oposición.

”Felicitamos a Dimitri Muratov. Trabaja sin cesar siguiendo sus ideales, manteniéndolos. Tiene talento y valentía”, dijo el portavoz de la presidencia rusa, Dimitri Peskov.

Mientras que Muratov dedicó el premio a su periódico Novaya Gazeta y a sus periodistas que han sido asesinados.

Por su parte, la periodista filipina Maria Ressa dijo que el haber recibido el Nobel de la Paz demuestra que “nada es posible sin hechos”.

”Un mundo sin hechos significa un mundo sin verdad ni confianza”, dijo Ressa durante una entrevista transmitida en vivo con su equipo de medios Rappler.

Después del premio de la Paz, el único que se anuncia en la capital noruega, los Nobel vuelven a Estocolmo para cerrar el lunes la temporada de anuncios con el galardón de Economía.

Descarga gratis nuestra App
Download on the App Store    Disponible en Google Play