Pobladores de Topolobampo acuerdan ir contra la API en tribunales

Un centenar de pobladores se reunió en torno al kiosco de la plazuela, y el activista Joel Ulises Pinzón Vázquez leyó el documento enviado por Ibarra Olaje, en el que informa que en muchas de las peticiones está fuera de su alcance el resolverlas de forma directa e inmediatamente, por carecer de las facultades para hacerlo.

AHOME._ Pobladores de Topolobampo acordaron recurrir a instancias gubernamentales, e incluso penales, para solucionar el conflicto con la Administración Portuaria Integral.

Para este viernes estaba programada una reunión en la plazuela del puerto para que el director de la API diera respuesta al pliego petitorio que se le entregó tras la manifestación de protesta del 18 de febrero, sin embargo, el Vicealmirante Marco Antonio Ibarra Olaje no acudió, aunque envió una carta vía WhatsApp.

$!Pobladores de Topolobampo acuerdan ir contra la API en tribunales

Además de ofrecer ‘mil disculpas’, el funcionario se justificó señalando que no podía a reuniones con un grupo numeroso de personas ‘en cumplimiento a los protocolos y medidas impuestos por las autoridades sanitarias con el fin de evitar el contagio y la propagación del Covid-19’, además de decirse ‘impedido, como servidor público, para asistir o realizar eventos o reuniones en tiempos preelectorales, a fin de no incidir de manera alguna en el voto ciudadano, incurrir en delitos electorales o en responsabilidades administrativas’.

Un centenar de pobladores se reunió en torno al kiosco de la plazuela, y el activista Joel Ulises Pinzón Vázquez leyó el documento enviado por Ibarra Olaje, en el que informa que en muchas de las peticiones está fuera de su alcance el resolverlas de forma directa e inmediatamente, por carecer de las facultades para hacerlo.

Tras la lectura de la carta, los pobladores acordaron continuar con las manifestaciones de protesta, pero también contratar a un abogado e interponer una demanda colectiva contra la API.”Nosotros no somos líderes, somos gente enojada por todas las circunstancias que nos están pasando”, exclamó Jorge Zamudio.

”Yo conocí Topolobampo en 1962, había muy poquitas casas, y ahora viene API apropiándose de todo, ¡lo que quieren es sacarnos a todos de aquí! ¿Por qué no vinieron antes de 1962, cuando no había nada?”, reclamó la señora Manuelita Olivas.

”Yo no le tengo miedo a nadie. Yo ya fui líder pesquero y peleé por el puerto, y tengo documentos para probar que tenemos más derecho sobre el puerto que la API, ¡y vamos a ganarle!”, expresó el señor Fernando Cota.

”Nosotros somos el sector pesquero. Hay unos que se dicen líderes pero no están aquí apoyando la causa, siendo que de ese muelle pesquero hicieron su patrimonio”, acusó Bernabé Osuna.”Me da gusto que la gente despierte, es la única manera en que el gobierno nos escuche. Topolobampo había estado en silencio, y nos han estado pisoteando. Ahora API, GPO y otras empresas vienen y nos hablan de sustentabilidad, pero sustentabilidad es que el desarrollo vaya de la mano del pueblo”, opinó Armando Pinzón.

”Yo llegué a Las Gallinas cuando tenía nueve años, así que conozco bien cómo ha ido cambiando Topolobampo: al puerto lo han ido destruyendo poco a poco con promesas incumplidas... ¡Qué bueno que estos muchachos están levantando la voz ahora!”, compartió Juan de Dios Vázquez, conocido como ‘Güero Gallinas’ y quien vive desde hace 50 años al interior del polígono concesionado a la API.

En la carta enviada por el director de la API, se compromete a respetar el acuerdo de que los accesos al muelle pesquero sigan libres, ‘en lo que la APITOPO gestiona ante las instancias correspondientes la posible solución al respecto’.Asimismo, insiste en que con la implementación de controles de acceso al muelle pesquero sólo se pretende evitar la comisión de delitos y una contaminación mayor a la existente; y que no se tiene intención de cerrar, cobrar o prohibir el acceso a quienes trabajan ahí, ‘mucho menos apropiárselo’.

Además, los habitantes del puerto podrán ingresar al recinto portuario mostrando únicamente su credencial y registrándose en la caseta de acceso, aunque se aclara que la API tiene la obligación de cobrarle a toda persona física o moral que ingrese con la finalidad de realizar una actividad o prestación de un servicio de carácter comercial, y eso incluye a los comerciantes de Topolobampo.

Ibarra Olaje dice estar ‘en la mejor disposición de tener un trato directo y personal con la población de Topolobampo’ con el fin de resolver sus dudas, solucionar sus peticiones, y darle el trámite correspondiente a aquellas que no se encuentre en sus manos solucionar. E invita a sumar esfuerzos para evitar que se tomen medidas que sólo perjudican la imagen y seguridad de Topolobampo, en referencia a las dos ocasiones en que han bloqueado el acceso a la API.

Descarga gratis nuestra App
Download on the App Store    Disponible en Google Play