Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Lleva Lucila al mundo Conchita Valadés de Boccard
Una casona del Centro Histórico se convierte en un hotel que gana reconocimiento a nivel mundial.
Héctor Castro
06/03/2009 | 00:00 AM
Marcar como favorita
Conchita Valadés de Boccard
Hotel Boutique Casa Lucila
Una de las opciones que Conchita Valadés de Boccard encontró para conservar la casona del Paseo del Centenario fue convertirlo en un hotel. Hoy, esa decisión le ha permitido hacer del Hotel Boutique Casa Lucila uno de los proyectos que más difusión ha tenido en el extranjero.
El diseño de las instalaciones, que conserva el estilo del Mazatlán antiguo, es combinado con una decoración europea, donde las imágenes que recrean el edificio es la vista a la bahía del puerto y sus tres islas.
Valadés de Boccard asume el papel de mando dentro del hotel boutique y se apasiona con los detalles con que fue creado este proyecto.
"En estos momentos es más fácil que una mujer pueda alcanzar el éxito, pero es cierto también que también se requiere tener al lado un respaldo", expresó.
El hotel hace recordar a las mujeres de la familia Valadés Valdez, pues desde el mismo nombre, Casa Lucila, que hace recordar a la mamá de los 13 hermanos y los nombres de las ocho habitaciones, a cada una de las hijas.
Conchita Valadés de Boccard es de las pocas mujeres en Mazatlán que están al frente de la administración de un hotel y en su caso, además de ser su propietaria, gusta por mantener el nivel de calidad en la atención a los huéspedes, experiencia adquirida cuando le ha tocado ser anfitriona de sus familiares.
"Creo que ahora no es difícil destacar, ya hay muchas mujeres muy exitosas y creo que el hombre también lo acepta más, tal vez haya unos cuantos, pero creo que hay muchas mujeres muy inteligentes, y el mundo necesita de todos y hay que hacer lo mejor", expresó.
El éxito en las mujeres depende mucho del apoyo de la pareja, dijo, como ha sido el apoyo obtenido por su pareja, Christopher Boccard, tanto económicamente como el apoyo moral, además del apoyo del equipo de trabajo que acompaña en este negocio.
Ahora espera que el éxito de Casa Lucila mantenga el nivel que hoy tiene, con el hospedaje de italianos, franceses, australianos, japoneses, chinos, estadounidenses, canadienses y mexicanos.
El éxito radica en su promoción a través de Internet, con el servicio en Expedia, además de la recomendación que se han hecho en revistas de viaje internacionales y sobre todo, la promoción de boca en boca.

"Creo que ahora no es difícil destacar, ya hay muchas mujeres muy exitosas y creo que el hombre también lo acepta más".
Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Te puede interesar..

Oportunidades