Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
CAMBIO O ALTERNANCIA
"Esto no es un Gobierno de cambio"
Lamenta el analista Ernesto Hernández Norzagaray que los cargos de primer nivel se llenaron de júniors y de cuotas a los grupos de poder que han dominado Sinaloa
Silber Meza
21/01/2011 | 00:00 AM
Marcar como favorita
MAZATLÁN.- Han pasado 20 días y la principal oferta de Mario López Valdez no parece llegar: el cambio.
La primera señal importante de su Gobierno fue la conformación del Gabinete, que se dedicó a llenarlo de los mismos grupos de poder que han decidido el rumbo de Sinaloa en los últimos años, valoró el analista político Ernesto Hernández Norzagaray.
"A estas alturas ya hay un juicio ciudadano que dice 'esto no es un Gobierno de cambio'; podemos hablar de un Gobierno de alternancia, pero sin cambio. Por ejemplo, los mismos grupos son los que van a seguir siendo los que tomen las decisiones en el estado", advirtió.

n Según la selección del Gabinete, ¿se está reflejando el cambio prometido?
No, porque hay muchos nombres ligados a intereses creados en el estado.
Los cargos de primer nivel, lamentó, se llenaron de júniors y de cuotas a los grupos de poder que han dominado Sinaloa.
Entre otros, el Gabinete está conformado por Juan Ernesto Millán Pietsch, hijo del ex Gobernador Juan Millán Lizárraga; Francisco y Rocío Labastida Gómez de la Torre, vástagos del ex Gobernador Francisco Labastida Ochoa; Gómer Monárrez Lara, hijo del ex Rector y actual Subsecretario de Educación, Gómer Monárrez González.
Además, en las primeras posiciones se encuentra Óscar Félix Ochoa, cuñado del presunto narcotraficante, Javier Torres Félix.
Para Hernández Norzagaray, presidente de la Sociedad Mexicana de Estudios Electorales, Malova estaba obligado a virar hacia perfiles ciudadanos que se distinguieron por sus críticas al sistema de Gobierno anterior.
"Lo que debió haber hecho Mario López Valdez es pensar en una política con una estrategia muy ciudadana. No políticos quemados, no júniors: gente que está en los organismos empresariales, sociales. Gente que ha luchado contra el conservadurismo que ha tenido el Estado, el inmovilismo de la clase política. Ese hubiera sido un buen mensaje; es lo que esperábamos", reconoció en una entrevista realizada en su vivienda.
Pero antes de planear una política de desarrollo por áreas, López Valdez pensó en colocar nombres.
"Primero se pensó en los nombres, luego en las políticas", lamentó.
"Sé que es muy difícil integrar un Gobierno sin los que apoyaron, pero por qué no mezclar".
Subrayó que no ve el cambio prometido por López Valdez, promesa que lo hizo ganar la contienda.
"No lo veo, todo lo que está saliendo está ligado al pasado, y mucho trepador: gente que ya le encontró la forma de subir, sobre todo los júniors", destacó.
Hizo énfasis en lo mal que se ve en un Gobierno de "cambio" en el que se le hayan otorgado altos cargos a los "cachorros" de los ex gobernadores.
Mencionó que existe una clara estrategia de parte de Millán Lizárraga que busca posicionar a su hijo, Millán Pietsch, en Desarrollo Social, Secretaría que lo coloca en una fuerte posibilidad de contender por la Gubernatura del Estado.
"El padre ya lo está viendo como futuro candidato del PRI, o de lo que sea, para Gobernador", dijo.
"Es un Gobierno que ya se enredó en sus compromisos, y sin una clara definición en materia de políticas públicas".
Añadió que la ciudadanía ya empieza a ver a Malova como "más de lo mismo".

¿Y las cuentas de Aguilar?
Hernández Norzagaray destacó que, al parecer, a López Valdez ya se le olvidó que prometió castigar a los ex funcionarios que cometieron irregularidades con los recursos públicos.
El académico comparó la actitud desentendida de Malova, con la del Alcalde de Mazatlán, Alejandro Higuera. Manifestó que, mientras Higuera ha señalado de manera constante las irregularidades encontradas en la administración pasada, López Valdez no ha emitido juicio alguno al respecto.
El analista alertó que puede darse un "borrón y cuenta nueva".
"Es un tema cerrado, creo que es parte de los acuerdos que hay: pararle a cualquier investigación del pasado", señaló.
"Yo lo que observo es que ya hay un borrón y cuenta nueva". 

"Todo lo que está saliendo está ligado al pasado, y mucho trepador: gente que ya le encontró la forma de subir, sobre todo los júniors".
Ernesto Hernández Norzagaray
Analista político
¡Suscríbete por 1 peso al día!

Y además llévate de regalo una taza personalizada con tu nombre de nuestro 47 Aniversario. Haz click AQUÍ.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades