Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Suplementos
  • Novias
  • Gloss
  • Campo
  • Clave de Acceso
  • Tu Casa
  • Tu Salud
  • Tu Auto
  • Politicante
  • Mejor Educación

Última junta de Yellen CONTEXTO FINANCIERO

Guillermo Calles
30/01/2018 | 04:00 AM
Iniciamos una semana que estará saturada de información con una jornada relativamente tranquila en los mercados financieros. Algunas bolsas presentaron bajas por toma de utilidades, además por la cautela a la decisión de política monetaria de la Reserva Federal programada para el próximo miércoles. Por otra parte, ayer concluyó la sexta ronda de la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte donde se cerró el capítulo sobre anticorrupción y se lograron avances en temas como telecomunicaciones y medidas sanitarias.
Las bolsas de Nueva York registraron caídas este lunes, debido a que los inversionistas decidieron tomar ganancias luego de que los índices cerraron en niveles récord el viernes, previo a una semana llena de información, pues Trump dará su discurso del Estado de la Unión, se llevará a cabo la última reunión de política monetaria de Janet Yellen al frente de la Reserva Federal y se liberará el informe laboral de Estados Unidos de enero. Lo anterior sin olvidar la temporada de reportes corporativos trimestrales. En México la bolsa cayó por primera vez en seis días debido a la toma de utilidades de los inversionistas ante el mayor flujo de información económica y corporativa tanto en México como en Estados Unidos.
En temas energéticos, los precios del petróleo cayeron este lunes debido a que los inversionistas sopesaron las implicaciones por el potencial aumento de la producción de Estados Unidos. El precio del barril de petróleo estadounidense, West Texas Intermediate, bajó 58 centavos para cotizar en 65.56 dólares por barril, mientras que el crudo europeo, Brent del Mar del Norte, perdió 1.06 dólares para ajustar a 69.46 dólares por barril.
El nerviosismo de los operadores del mercado aumentó luego que el número de plataformas petrolíferas en Estados Unidos, dato usado como un aproximado del nivel de bombeo en las próximas semanas, aumentó en 12 plataformas, el mayor aumento semanal desde marzo, a 759 la semana pasada, de acuerdo con un conteo que realiza la empresa de servicios Baker Hughes. Esos datos, aunados al aumento de la producción de crudo estadounidense a su mayor nivel en la historia la semana pasada, a 9.878 millones de barriles por día, incrementaron las expectativas de que alcanzará el nivel del principal exportador y el líder de la Organización de los Países Exportadores de Petróleo, Arabia Saudita, de 10 millones de barriles diarios.
Ahora bien, los costos de los hidrocarburos han oscilado cerca de su nivel más alto en tres años debido a los esfuerzos de la Organización y sus socios, representados por Rusia, para reducir la producción. Sin embargo, el reciente aumento en el precio del crudo está haciendo que la producción estadounidense sea más rentable, lo que puede alentar a los perforadores de shale a aumentar el suministro, tal y como lo han sugerido los recientes datos.
Finalmente, en tópicos cambiarios, tenemos que el peso mexicano terminó el día de ayer con pérdidas, ante el final de la sexta ronda de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte. De acuerdo a los registros de Banco de México, en el mercado interbancario el peso finalizó la jornada de este lunes en 18.59 enteros, eso es un retroceso de siete centavos con respecto al cierre previo.
Si bien la sexta ronda de pláticas que sostuvieron los integrantes del Tratado tuvo algunos progresos, como por ejemplo en materia de corrupción, es claro que los avances han sido lentos, algo que ocasionó cierta volatilidad en el tipo de cambio durante la jornada de ayer. Incluso la misma comitiva que representa a México destacó que aún quedan retos, especialmente al considerar que ya se ha comenzado con el debate de los temas claves. De hecho se espera que para la siguiente ronda, que se realizará en México, se tenga un mayor avance en las negociaciones para modernizar el acuerdo firmado en 1993. Sigamos atentos. Mañana será mitad de semana; nos vemos el viernes.
gcalles@itesm.mx
También de este autor..
07-08-2018
31-07-2018

Oportunidades