Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Suplementos
  • Novias
  • Gloss
  • Campo
  • Clave de Acceso
  • Tu Casa
  • Tu Salud
  • Tu Auto
  • Politicante
  • Mejor Educación

El PEF de la 4T le pega duro a Sinaloa. A rescatar el campo, pesca y turismo Observatorio

Alejandro Sicairos
12/09/2019 | 04:01 AM

alexsicairos@hotmail.com

 

Lo preocupante no es ahora que a las actividades económicas primarias de Sinaloa les quieran recortar los apoyos del Gobierno federal en 2020, sino lo que debe alarmar es la eventualidad de que los diputados federales y senadores resulten incapaces de defender a la agricultura, pesca, ganadería y turismo que son los puntales del desarrollo de la tierra que ellos representan. Para eso fueron enviados a ocupar los escaños: darles a quienes los eligieron oportunidades lícitas de bienestar.
Tampoco es un hecho que solo porque Andrés Manuel López Obrador envió la propuesta al Congreso de la Unión así vaya a quedar con las “joyitas” que ofrece la austeridad republicana. Podría dar ánimos o igual demoler cualquier esperanza apelar a la separación de poderes en México donde el Presidente propone y el Legislativo dispone. Sin risas, por favor.
Lo serio del planteamiento presidencial es que el apretón de cinturón que AMLO les dio a los sectores económicos en 2019, dejó sin aliento a estos. Reducirles todavía más los recursos públicos (42 por ciento al sector agrícola, 51 por ciento por ciento a la pesca, 75 por ciento a la ganadería y 40 por ciento al turismo) significa achicar el espectro del desarrollo de entidades que soportan su crecimiento en tales actividades.
Por lo pronto, las señales de emergencia están a todo lo que dan. Fue el Senador priista Mario Zamora Malcampo quien le colocó el cascabel al gato, o mejor dicho puso el ojo en el garabato, al detectar que el Presupuesto de Egresos de la Federación 2020 enviado al Congreso de la Unión por López Obrador pretende asestarles un duro recorte presupuestal a los cuatro sectores productivos primarios que sostienen el desarrollo de Sinaloa.
De acuerdo a las cuentas de Zamora la SADER recibe en el PEF de AMLO una reducción del 60 por ciento en el presupuesto del próximo año, el Programa de Fomento a la Productividad Pesquera y Acuícola recibirá 67 por ciento menos en recursos federales y sí hay incrementos, como el de 804 millones de pesos en el Programa de Atención a Aspectos Agrarios, pero ese recurso está etiquetado para el Programa Sembrando Vida, que contrata a migrantes en la frontera sur o se está invirtiendo en países de Centroamérica sin repercutir en beneficio del campo mexicano.
Y entonces, las cuentas optimistas le cedieron el lugar a la preocupación. De manera inmediata la bancada del Partido Revolucionario Institucional en el Congreso del Estado se colocó a la defensiva y en la sesión de la Comisión Permanente del martes la Diputada Gloria Himelda Félix se lanzó duro contra el PEF 2020 al considerar que se centra en fortalecer programas sociales y asistencialistas para la ciudadanía con el único objetivo de obtener retribuciones electorales y no el de fomentar el crecimiento económico.
“Vemos un presupuesto que no obedece a la generación de empleos ni al desarrollo económico; que sigue privilegiando los temas sociales asistencialistas con fines electorales”, expuso y le hizo eco Sergio Jacobo Gutiérrez, coordinador de la fracción tricolor, exigiendo que se realicen reasignaciones, como se hizo hace un año, para soportar presupuestalmente a estos sectores que son vitales para la economía de Sinaloa.
En la víspera había venido el coordinador de la bancada del Movimiento Regeneración Nacional en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, para anunciar en compañía de los legisladores sinaloenses del mismo partido que a Sinaloa le iría muy bien en el presupuesto federal y, luego de reunirse todos con Quirino Ordaz Coppel aventuró que “el Gobernador quedó recontento”.
Los que no están contentos son los productores agropecuarios y pesqueros que frente a la mala noticia están volteando a los lados a ver quién los defiende. Por desgracia el 2020 no es año electoral y los políticos se quitan o se ponen las pilas según sean los votos que necesitan. Para qué desesperar si en 2021 traerán beneficios a manos llenas.
En la cada vez más cercana elección de Gobernador, las posturas que los partidos asuman en el Congreso de la Unión para defender a los productores sinaloenses irán definiendo el comportamiento de las adhesiones políticas. Por lo pronto, es el PRI el que puso el tema sobre la mesa y falta esperar si Morena se convierte en el emergente “Chapulín colorado” ante la interrogante de ¿y ahora quién podrá defenderlos?

 

Reverso

Presidente, lo que ofrece,
Al campo le trae desconsuelo;
Es tan cruel que hasta parece,
Una burda tomada de pelo.

 

Polvo que enferma

Los detalles finos de esta columna los aportan, siempre, los lectores. Ante las reflexiones planteadas en la entrega publicada ayer, exponiendo la crisis y el problema de salud pública que representa el drenaje sanitario en las ciudades sinaloenses, Óscar Fidel González Mendívil complementa con mayor acierto: “aunado a todo lo que usted se refiere, está el polvo que se esparce por todo Culiacán, toda vez que deja de llover y el sol hace su trabajo de secado. Éste, el polvo, se mete en todos lados al ser trasladado por el viento. Los vehículos que transitan por nuestras calles, llenas de baches, también lo levantan y todo es un panorama gris y maloliente. El polvo es otro de los causantes de problemas de salud en los aparatos respiratorio, de la vista, digestivo, auditivo y de la piel del cuerpo de los seres vivos”.

También de este autor..

Oportunidades