Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Suplementos
  • Novias
  • Gloss
  • Campo
  • Clave de Acceso
  • Tu Casa
  • Tu Salud
  • Tu Auto
  • Politicante
  • Mejor Educación

Piden aclarar noticia DEFENSOR DEL LECTOR

Rodolfo Díaz Fonseca
25/02/2018 | 04:00 AM

El viernes 23 de febrero se publicó una carta de la Profesora Carmen Aidee Osuna Cedano, quien se desempeña como Directora de la Escuela Secundaria Técnica No. 57, en la sección Usted lo dice de la edición de Mazatlán. En el texto, la Directora pide que se aclare una noticia que puede afectar la reputación de ese plantel educativo.

 

"Sr. Director:

 

"A QUIEN CORRESPONDA.

 

"Por este conducto la comunidad educativa de la Escuela Secundaria Técnica No. 57, nos sentimos preocupados por una noticia que se publicó por ese medio informativo el día 21 de febrero del año en curso, en el que se informaba que una menor de 14 años de edad fue raptada al mediodía del martes 20 de febrero del año en curso, por un hombre mayor cuando salía de este plantel educativo, así mismo, se informaba que un automóvil realizaba recorridos por el plantel desde hacía algunos días, información que es errónea y que de no aclararse tal situación el plantel resulta afectado ante la sociedad, si bien existe una preocupación por la menor, al no tener información de ella por parte de los familiares, nos parece importante que cuando el medio informativo publique una nota lo haga de manera responsable, investigando primero el suceso para que lo informado a la sociedad sea con veracidad.

 

"Sin más por el momento y apelando a la ética profesional del personal que labora en el periódico Noroeste y al respeto que se debe tener hacia las personas y las instituciones, quedo a sus órdenes.

 

"Atentamente

 

"La directora de la escuela

 

"Profra. Carmen Aidee Osuna Cedano".

 

La nota en cuestión

 

Transcribimos, ahora, el texto de la noticia a que hace referencia la Directora del plantel educativo, la cual fue publicada en la página 7B de la sección Local.

 

"Desaparece una menor de 14 años

 

"NOROESTE/ REDACCIÓN

 

"Una menor de edad que salía de la Escuela Secundaria número 57, en la comunidad de Escamillas, mantiene en alerta a familiares y amigos del poblado, ya que supuestamente fue raptada por un hombre mayor de edad.

 

"La menor fue identificada por sus familiares ante las autoridades como Estrella 'N', de 14 años, con domicilio en el mencionado poblado que se ubica al sur de Mazatlán.

 

"La información indica que fue al mediodía de este martes, cuando fue abordada por un hombre que la subió a un automóvil del que no se proporcionaron datos, pero que aparentemente su conductor realizaba recorridos por el plantel desde hace algunos días.

 

Familiares de la joven interpusieron la denuncia ante el Ministerio Público de turno, pero será dentro de un lapso de 72 horas que se lance la 'Alerta Amber'.

 

"Cualquier información sobre la menor, pueden comunicarse al teléfono 6699-937903 con la señora Elizabeth".

 

Análisis del caso

 

La Profesora Osuna Cedano señaló que la información proporcionada por este medio informativo era errónea y que debía aclararse para que no resultara afectado el plantel. Asimismo, recalcó que la nota se debe investigar y publicar de manera responsable, para que la sociedad sea informada con veracidad.

 

Lo primero que se debe reconocer es que se trata de un caso delicado, en el que lo primordial es que aparezca la joven sana y salva. Debido a la urgencia del hecho, se publica la nota con la mayor discreción posible, de manera inmediata en el portal de Noroeste, y de forma diferida en la edición impresa del diario.

 

Cuando se cuestiona la veracidad de una información, lo más común es que el reportero o la Redacción respondan por escrito para justificar lo publicado. En este caso no ocurrió así porque la menor -afortunadamente- ya había aparecido, y la Directora Editorial de Noroeste (con quien lo consulté) no consideró necesario abundar al respecto.

 

Sin embargo, este defensor sí creyó oportuno retomar el caso, no para polemizar o demostrar quién tiene la razón, sino para tratar de construir sobre el hecho.

 

Situaciones difíciles

 

Los casos de desapariciones, secuestros u otros semejantes, son muy difíciles de abordar por las aristas que presentan y las consecuencias que se pueden derivar. Para Noroeste, son situaciones éticas y periodísticas sumamente delicadas y difíciles; no obstante, siempre prevalecerá el derecho a informar de manera seria y responsable, como lo establece en la página 51 de su Código de Ética.

 

"Los Códigos de Ética periodística -y éste no es la excepción- establecen principios generales sobre el comportamiento esperado y deseado en su gente; sin embargo, no prevén una gran cantidad de casos o situaciones a las que se enfrente día a día el reportero. Se trata de situaciones en las que su actuación no puede depender solamente de escoger lo que el Código de Ética marca como correcto.

 

"En el caso del manejo de situaciones éticas difíciles, tres son los principios que deben acatarse en Noroeste, y que corresponden a los que acertadamente recomiendan la Sociedad de Periodistas Profesionales y la Sociedad Interamericana de Prensa:

 

"1.- Buscar la verdad e informar de ella con tanta amplitud como sea posible.

 

"2.- Actuar independientemente.

 

"3.- Procurar causar el menor daño posible".

 

¿Dónde está el error?

 

La Profesora se queja de que la información publicada es errónea: "...se informaba que una menor de 14 años de edad fue raptada al mediodía del martes 20 de febrero del año en curso, por un hombre mayor cuando salía de este plantel educativo, así mismo, se informaba que un automóvil realizaba recorridos por el plantel desde hacía algunos días, información que es errónea y que de no aclararse tal situación el plantel resulta afectado ante la sociedad", aunque no precisó cuál de los datos es el equivocado: si la desaparición no fue al salir del plantel, si la menor no pertenece a esa escuela, si no tiene esa edad, si no ocurrió ese día, si no fue un hombre mayor, si no rondó días previos o, si de plano, no existió la desaparición.

 

En la nota se dice que la menor fue identificada por sus familiares ante las autoridades, en primer lugar. No es un reportero quien afirma gratuitamente. Segundo, se habla genéricamente de "la información", porque no se pueden proporcionar o precisar datos de quien dio información (si son familiares, testigos u otra clase de personas), pero no es el reportero quien inventó la versión. También se dice que familiares de la joven interpusieron la denuncia ante el Ministerio Público. Por último se proporciona un número telefónico para ayudar con información que coadyuve a la pronta aparición de la joven; lo que, afortunadamente -volvemos a insistir- ya sucedió.

 

"Los límites a veces son difusos, pero nadie cuestiona que tratar una noticia con rigor, exactitud y delicadeza puede salvar vidas", escribió el 14 de diciembre de 2012, Rosario G. Gómez, articulista del periódico El País.

 

Espero sus comentarios, quejas, dudas, críticas y sugerencias.

 

defensordellector@noroeste.com

 

rfonseca@noroeste.com

 

También de este autor..
10-12-2019

Oportunidades