Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Aída no merecía morir así, lamentan colectivos y Diputada
La muerte de la maestra de Cobaes de 38 años fue una cadena de omisiones y exhibió lo vulnerables que son en Sinaloa las mujeres, criticaron las activistas
Antonio Olazábal
08/11/2018 | 5:49 PM
Marcar como favorita
Foto: Noroeste

CULIACÁN.- Aída Rodríguez, maestra del Colegio de Bachilleres del Estado de Sinaloa no merecía morir así; pidiendo ayuda , y sin ser escuchada, criticaron colectivos feministas.

Karla Jazmín Galindo Vázquez, integrante del colectivo Feministas Alteradas Sinaloenses, señaló que este caso es una cadena de omisiones que culminó con el asesinato de la docente de 38 años. Nadie merece morir de esa manera, lamentó la activista.

"Fue una cadena de omisiones con ese fatal desenlace. Un estado al que parece no importarle la seguridad y la vida de las mujeres. Omisiones graves, miopía ante la violencia feminicida que día con día nos violenta. Por supuesto que se debieron activar una serie de protocolos de actuación en materia", explicó.

"Creo que es indignante que una mujer muera asesinada. Duele saber que antes de llegar a esto ella tocó puertas buscando seguridad y no hubo respuestas. El Estado está en deuda con las mujeres, con las familias que quedan desprotegidas y con una justicia que aún no llega para tantos casos de feminicidio en Sinaloa...Aída no merecía morir así.", expresó.

Por su parte Karla Montero, Diputada local por Morena, subrayó que la alerta de género en Sínaloa es de palabra nada más, dado que no se implementaron protocolos de seguridad para la maestra a pesar de que se sabía que su seguridad corría peligro.

"Me sorprende que haya alerta de género pero nomás de palabra, no se está haciendo nada por la alerta de género. A esa maestra debió habérsele puesto vigilancia desde el primer día y decir "sabes qué, no tengo donde cambiarte ahorita pero va un permiso con goce de sueldo para que no pase nada" y pues ahí estuvieron las consecuencias", mencionó.

"Claro que me llama la atención, yo también soy mujer, nosotros también padecemos en la calle, tanto hombres como mujeres. El Gobierno nos debe de proveer de tres cosas esenciales, seguridad, salud y educación, y en ese orden, primero la seguridad y no nos está proveyendo ni de seguridad ni de salud, y de educación ahí más o menos", agregó.

 Por su parte Teresa Guerra Ochoa, presidente del Colectivo de Mujeres Activas de Sinaloa, aseveró que actualmente no hay protocolos en las dependencias de gobierno para evitar que estos casos se susciten, ya que ella conoce de otros casos en los que mujeres han tenido que dejar su trabajo por su propia seguridad.

"Realmente no hay un protocolo de cómo actuar en caso de que alguna de sus trabajadoras les advierta si corren peligro, no es el único caso, yo he sabido de casos de trabajadoras de salud particularmente, y se tienen que trasladar a hospitales que están lejos", afirmó

"Han tenido problemas con sus ex parejas, tienen la amenaza y tienen intimidación y tienen temor ellas, y tienen que renunciar a su trabajo, porque las dependencias no tienen un protocolo de apoyo, de protección para trabajadoras que pasan por esa circunstancia", lamentó.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Te puede interesar..

Oportunidades