Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Columna semanal
Educación en la Familia: Cuando algo va mal
Todas las experienicas, buenas y malas, son solo una etapa pasajera; la vida no permanece estática
Yolanda Waldegg de Orrantia
29/09/2019
Marcar como favorita

Para cualquier adulto tendría que estar claro que no nos salvamos de que algo esté mal en el día a día; normalmente son pequeños o grandes contratiempos con los que hay que lidiar, a veces más graves, otras no tanto, y si no sucede nada ese día ni en cualquiera de los siguientes, será nuestra vida de gente común y corriente, que se afana por llevar el pan a la mesa de sus hijos y una vida tranquila hasta donde sea posible. Normalmente nuestras luchas no son contra leones, sino contra ratones; el asunto está en no desperdiciarlas rezongando y quejándose, no hay que perder de vista que en todo momento estamos educando.

Tener en cuenta que a veces la vida cierra puertas porque es tiempo de seguir adelante, cosa muy buena porque apenas así nos movemos, cuando las circunstancia obligan, a todos nos tocará tener tiempos difíciles, para salir adelante en esas circunstancias son necesarios los ejercicios diarios en los contratiempos y sucesos desagradables; hay que recordarnos a nosotros mismos que el dolor no viene sin un propósito, si es físico, nos avisa que hay que ir al médico, pero los otros también porque cada logro requiere una lucha digna para llegar ahí. Las cosas buenas toman tiempo, necesitamos ser pacientes y positivos, todo tiene solución, quizá no inmediata y bueno, a Dios rogando y con el mazo dando, o sea, haciendo lo que nos toca.

Primero que nada, no perder de vista que todo es temporal; cada vez que llueve, deja de llover; cada vez que sales herido, te sanas; después de la oscuridad, sale el sol. Hay que recordar cada mañana que nada dura para siempre, lo que nos lleva a la necesidad de estar conscientes de disfrutar lo que tenemos en este momento. Si por trabajar extras descuidas la convivencia con los hijos, cuando te des cuenta ya crecieron y te perdiste todo eso; recordemos que los hijos no quieren cosas, quieren papás.

Así que si las cosas están bien ahora, disfrútalas, tampoco durará para siempre. Si las cosas van mal, no te preocupes porque tampoco durará para siempre. Si puedes solucionar, ocúpate y si no, de nada sirve preocuparse. Solo porque la vida se pone algo complicada no significa que no se pueda sonreír, es más, aplica sonreír y estar alegre porque estamos educando y ejercitando nuestras fortalezas para cuando los tiempos pudieran estar más difíciles, que también educa a los hijos cómo nos vemos en las buenas y en las malas. Cada segundo es un nuevo comienzo y un nuevo fin, hay que aprovecharlo y dar lo mejor.

Quienes más se quejan son quienes menos logran, siempre es preferible intentar algo grande y fallar a no intentar nada, no se pierde todo al fallar, está perdido si no se hace nada más que quejarse. Cuando se cree en algo, se sigue intentando; es la virtud del deportista, el científico y de todo el que quiere lograr cosas importantes y conseguir sus sueños. Independientemente de lo que pase en el camino, recordemos que la felicidad empieza a llegar solo cuando dejamos de quejarnos sobre nuestros problemas, volteamos a ver los problemas de los demás y comenzamos a ser agradecidos.

En la vida, la paciencia no es esperar, es la habilidad de mantener una buena actitud mientras se trabaja duro para alcanzar lo que buscamos, pero la buena actitud incluye no olvidar a los que tenemos cerca, especialmente la familia, pero además, todos con quien nos relacionamos todos los días, estamos en este mundo para servir, ayudar y hacerlo con amor además. La paciencia también requiere perder la comodidad de nuestra zona de confort por algún tiempo, no descansar como quisiéramos, puede significar aguantar las burlas de otros, cositas que van templando el carácter para lograr acero; ya saben, una espada la ponen al rojo, la golpean, la meten al agua, la golpean, de regreso al fuego y luego los golpes, así son nuestros malos momentos si los aprovechamos. La verdadera fuerza viene cuando aún teniendo razones para llorar y quejarse, preferimos sonreír y apreciar la vida.

La idea es que esto es lo que vean nuestros hijos, nuestra lucha y buena actitud, no reacciones de enojo, impaciencia, gritos, golpes, palabrotas ¿Ven que todo termina siendo urgente? ¿Nos escuchan criticar, despotricar, agredir, insultar a todo el que no coincide con nuestra opiniones, necesidades, etcétera? Porque esto no es enseñarles a ser la solución, sino el problema. Lo que nos vean hacer será lo que reproduzcan como que “así se hace” porque así lo hace papá o mamá. Hay demasiada violencia en nuestro entorno, si no se han fijado y no podemos ser parte.

En tiempos de incertidumbre, informarte bien es prioridad

En Noroeste estamos concentrados en informarte con precisión, oportunidad y verificación sobre los impactos sanitarios y económicos del Covid-19 en Sinaloa y México.

Es por ello que todos los contenidos relacionados con ese tema será abiertos a todo el mundo gracias a nuestros anunciantes y suscriptores. Si quieres apoyarnos, te invitamos a suscribirte aquí:

Noroeste Premium


INFORME COVID-19

Visita nuestra sección especial sobre Covid-19 actualizada en tiempo real - Ir a sección

Suscríbete a nuestro newsletter diario "Informe Covid-19"

Suscríbete a nuestro servicio de Noticias por Whatsapp en este número: 6674318521
Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades