Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Mazatlán
El Octavo Día: Redes, renuncias, despidos
Con la proliferación de redes sociales, lo que antes era una broma, ahora se trata de un asunto políticamente correcto
Juan José Rodríguez
23/09/2019
Marcar como favorita
Foto: Noroeste

Algo que estamos viviendo en estos momentos en México, lo vivieron los británicos hace nueve años.

En 2010, el escritor y personaje de la farándula, Stephen Fry (una version moderna de Oscar Wilde), lideró una defensa pública en el juicio del ciudadano Paul Chambers, encausado por enviar un tuit en el que expresaba su ira ciudadana.

“Shit! El aeropuerto Robin Hood está cerrado. Tienen una semana... en caso contrario haré volar el aeropuerto hasta el cielo”.

El señor Chambers pretendía llegar a tiempo para ver a su novia y en el juicio por amenaza de sabotaje argumentó, tal como lo defendió Fry públicamente, que se trataba de una evidente muestra de humor británico.

¿Podríamos decir lo mismo de esta dama piloto de Interjet? Creo que no.

Fry, tras recaudar fondos para la apelación y tratar de implicarse penalmente retuiteando la supuesta amenaza, se ofreció a pagar la multa del proceso.

Ahora bien, al margen de la tolerancia o intolerancia, a diferencia del inglés de a pie que hizo el comentario, esta chica sí pilotaba un avión y no tuvo un intelectual de peso que diera otro vuelco a su comentario.

Cuando alguien tiene una responsabilidad pública, en esta sociedad moderna ya no se hace diferencia entre lo público lo privado.

Es injusto, comparto el criterio, pero vivimos tiempos extraños donde los códigos constantemente se reescriben y no es fácil ya diferenciar “lo correcto” de lo justo.

En una sociedad menos crispada, quizás esta chica se hubiera hecho acreedora una sanción administrativa, una suspensión de un tiempo prudente, volver temporalmente a otra área laboral y luego reinstalarla en su puesto original al demostrar que todo fue un simple comentario del momento.

Luego afloraron las declaraciones misóginas de unos funcionarios; terrible la diferencia es que ellos no tienen en sus manos la vida de muchas personas de forma tan directa como un piloto de aeronave, Hay cosas con las que no se bromea. Es como el joven que disparó a sus amigos en Estados Unidos y dias antes lo dijo en Internet.

Los oficiales de marina, por ejemplo, tienen prohibido evitar comentarios sobre esoterismo durante el servicio para evitar malas intepretaciones o pánico.

Lo sé porque un amigo mío es vidente y tiene instrucción, desde que era estudiante, de no hacer comentarios sobre ese don con el que nació. Es muy delicado cómo se expresa un comandante que tiene a su cargo varias vidas de civiles. Acabo de leer que esta chica solo fue suspendida.

Para cerrar o abrir más el embrollo, el funcionario Pedro Salmerón llamó valientes a los guerrilleros que, en un secuestro frustrado, mataron en los 70 al empresario Eugenio Garza Sada, hecho que conmocionó a todo el Pais.

No es defendible porque fue un atentado a la ciudadanía: terrorismo por definición. El guerrilllero ataca el ejército (como en su momento los zapatistas y Lucio Cabañas) y el terrorista a los ciudadanos.

¿Había sentido en agredir a la otra parte sensible de la población? Ahí, el triunfalismo perdió al historiador que entregó su renuncia “solo al Presidente”.

Se nota que renunció con ganas de que no le aceptaran la renuncia, aunque como la hizo pública, le tomaron la palabra.

Las formas son las formas: decir que “no le renuncia a lo derecho” es atizar el pleito y no abona nada bueno al asunto. Aunque tuviera razón, no tiene caso soltarle una bofetada a un sector de la sociedad solo por gusto. Prudencia en todo y todos, por favor.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades