Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
En Escuinapa, fallece Modesto Huayra Quintana, el ‘veedor’ del Ulama de Cadera
Don Mode se encargó de preservar la práctica de este deporte prehispánico y que actualmente es jugado por sus hijo, nietos y sobrinos
Carolina Tiznado
17/08/2020 | 2:02 PM
Marcar como favorita
Foto: Carolina Tiznado

ESCUINAPA. _ El “taste” se ensombreció con la partida repentina de Modesto Huayra Quintana, el “veedor” de Ulama de Cadera que a través de sus hijos se encargó de preservar la práctica de este deporte prehispánico.

Don “Mode”, que a los 8 años llegó de Matatán, Rosario, a vivir a esta ciudad, se encargó de preservar el deporte que su padre Raymundo Huayra le enseñó, un deporte ancestral.

Sus hermanos también lo practicaban, indica su hijo Raymundo Huayra López, pero fue él quien decidió continuar el legado de tal manera que sus hijos, sobrinos y nietos son el equipo que tiene el municipio.

“Mi papá dejó de practicar debido a su edad, pero era el ‘Veedor’, es como un ampáyer en béisbol, marcaba las jugadas”, señala su hijo.

Papá Mode, como era llamado por los jugadores, tenía 84 años, en unos días estaría en la Ciudad de México, en la reunión que determinaría el reglamento del juego de Ulama.

Un reglamento hecho tal como se ha ido pasando a través de las décadas, de los siglos, de la práctica que también siguió de sus antepasados y de lo que siempre se sintió orgulloso.

Raymundo explica que su padre les enseñó los reglamentos, pero su interés era que quedaran establecidos, pues el juego de la pelota de “hule” no debía perderse.

Don Mode les enseño a jugar, pero también la sabiduría que se debe de tener para realizar el juego, realzando siempre el honor de aquellos que ya no estaban pero que siempre se sintieron orgullosos de sus orígenes.

“Papá Mode nos dejó su sabiduría, su rectitud para el juego de Ulama, nos dejó bien presente los reglamentos, me los enseño y es lo que vamos a firmar, para que quede un buen reglamento, tal como se ha jugado siempre” señala su hijo.

Su papá participaba siempre en los eventos de Ulama que se hacían en el Estado, estaba presente, era de las personas más grandes en Sinaloa, que preservaba este deporte a través de su familia, pues era algo que consideraba sagrado, una herencia de sus padres, de sus abuelos, por ello los honraba con las jugadas.

También lo honraba con su trabajo, pues junto con su hermano Pedro, también eran artesanos, tejedores de sillas de palma, Don Mode partió a los 84 años la mañana del domingo, a un mes que su hermano Pedro también partió a la morada de Dios.

¿Te gustó lo que leíste?

Si tu respuesta es sí, te invitamos a suscribirte por solo $100 pesos al mes y apoyar el periodismo que hacemos para ti con el objetivo de hacer de Sinaloa un mejor lugar para vivir. Haz click AQUÍ.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades