Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Hermanos en 'mala racha'
Entrega Alcalde casa 'nueva' a 3 hermanos
Édgar, de 20 años, Luis Alberto, de 17 y Manuel Omar, de 13 podrán vivir en una casa digna
03/06/2017
Marcar como favorita
Foto: Noroeste

Después de dos meses de haberlos conocido y visitado en la colonia La Costerita, ayer el Presidente Municipal Jesús Valdés Palazuelos entregó de manera oficial las llaves de una casa totalmente remodelada a los hermanos Morones.

La historia de dichos hermanos, publicada por Noroeste, logró que muchos funcionarios y culiacanenses buscaran ayudarlos, luego de haber quedado huérfanos y atravesar varias tragedias, como el incendio de su casa y el robo de ventanas y puertas.

"Sin duda alguna, el lamentable caso de estos valientes hermanos sensibilizó a gran parte de los culiacanenses, pues son adolescentes que viven solos y que de la noche a la mañana deslpertaron sin un hogar; debido a ello, a la premura y la difícil situación que pasaban, el gobierno municipal asumió el compromiso de mejorar su calidad de vida con esta noble obra", dijo el Presidente Municipal.

El pasado 29 de marzo, Valdés Palazuelos y parte de su gabinete acudió al domicilio de los hermanos y les llevó una estufa, mandó adquirir un comedor para entregárselos, además de prometer ayudarlos con el contrato de agua potable y regularizar el tema de escrituración para canalizarlos en programas federales de Vivienda Digna para construir piso o techo de concreto.

 Habrá más beneficiados

 Junto al Alcalde asistió Cruz Loaiza Herrera, director del Instituto Municipal de Vivienda, quien detalló que esta casa forma parte de una primera etapa de un paquete para 24 personas y familias de escasos recursos.

"Ahora con este nuevo hogar, estamos más que emocionados, ya que jamás imaginamos tener un casa tan bonita, muchas gracias", dijo Manuel, el más joven de los hermanos.

Luego de las tragedias, Édgar, de 20 años, siguió en sus estudios y además trabaja en un sushi junto a su hermano Luis Alberto, de 17 años, mientras que Manuel Omar, de 13 años, limpia camiones para sobrevivir; estos últimos dos dejaron los estudios luego de que su abuela Gregoria falleció y han quedado huérfanos.

 

ASÍ LO DIJO

"Ahora con este nuevo hogar, estamos más que emocionados, ya que jamás imaginamos tener un casa tan bonita".

Manuel Morones

Beneficiado

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades