Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Estudiantes y actores ven en peligro proyecto teatral de Mazatlán
Reclaman que autoridades de Cultura de la nueva administración les hayan retirado la sede del Centro de Experimentación y Estudios Teatrales
Héctor Guardado
11/02/2019 | 08:38 AM
Marcar como favorita
Foto: Carlos Zataráin

Al ser desalojada la escuela del teatro Centro de Experimentación y Educación Teatral del espacio que ocupaba en el que fuera el Archivo Municipal de Mazatlán, en donde impartían clases de la Carrera Técnica de Arte teatral y del taller de Teatro que genera los trabajos del grupo de teatro Iguana Roja, su coordinador Ramón Gómez como protesta por está situación decidió ofrecer las clases a sus alumnos en el quiosco de la Plazuela Machado.

Se presentó como todos los días en la Escuela Municipal de Artes y checó su asistencia, después se traslado al centro de la histórica plaza, en donde lo esperaban sus alumnos, ahí hizo declaraciones a los medios de comunicación.

“Creo que los artistas merecemos ser tratados con dignidad, creo que cualquier ser humano debe ser tratado con dignidad, desde el puesto más humilde hasta el de mayor rango, el nivel no importa, somos seres humanos, no se nos debe sobajar, humillar, no se nos puede amenazar en nuestro trabajo, creo que la nueva administración del Instituto de Cultura de Mazatlán tiene que entender eso”, comentó el director de teatro Ramón Gómez.

“No nos pueden faltar al respeto, ni amenazarnos, ni levantarnos la voz, ni tratarnos como si no mereciéramos el lugar en el que estamos, como si no nos lo hubiéramos ganado con nuestro trabajo, no estoy pidiendo la cabeza de nadie, por eso no voy a dar nombres, ni quiero que se me adule. Estoy pidiendo respeto para todos los trabajadores que estamos totalmente inconformes, pero no dicen nada porque tienen mucho miedo de perder sus trabajos, tienen razón porque nos han amenazado, yo los entiendo, pero ya no se puede tolerar esta situación”.

El coordinador del área del Teatro del Instituto de Cultura aseguró que los trabajadores del Instituto de Cultura han sido acosados, hostigados, humillados.

“Creo que debemos alzar la voz, sobre todo cuando la bandera de este nuevo gobierno dice que va a defender a la gente común, a los trabajadores, pues quiero decirle a este gobierno que sus trabajadores del Instituto de Cultura del Centro Municipal de Artes están sufriendo acoso, hostigamiento, están siendo humillados, alguien tiene que hacer algo”.

La escuela y taller de teatro coordinado por Ramón Gomez estaba en lo que fue el Archivo Municipal, pero el miércoles 6 de febrero le avisaron que tenían que desalojar el edificio, les dijeron que se fueran a Casa Haas y en ese lugar solo les permitieron guardar sus muebles y enseres, de tal manera que se quedaron sin espacio, por eso decidió hacer una protesta pacífica, ofreciendo sus clases a los alumnos de teatro este lunes a las 8:00 horas en el quiosco de la Plazuela Machado.

En lo que fue el edificio del Archivo Histórico se ofrecían clases todo el día de lunes a viernes, de 8:00 horas a 15:00 horas; tomaban clases los alumnos de la Carrera Técnica en Arte Teatral y por la tarde de 16:00 horas a 19:00 horas, el taller de teatro.

“Al final, aceptaron que ese lugar no servía, pero de todas maneras sacaron de ahí la Escuela de Teatro para poner un museo, todo para quedar bien con la Señora de López Obrador. Estoy seguro que si la Señora Gutiérrez Müller se enterara de lo que están haciendo con la Escuela de Teatro de Mazatlán, no estaría de acuerdo, es una cuestión política, no creo que quieran desaparecer la Escuela”.

Señaló que la intención de la nueva administración del Instituto de Cultura es someterrlos, demostrar que ellos son los que tienen el poder y que ellos tienen que obedecer sin dialogar, sin llegar a acuerdos.

“Estoy convencido de que el Instituto de Cultura se tiene que separar de la Escuela de Artes, debe ser manejada por un director, que no necesariamente sea un artista, pero si un buen adminsitrador enamorado de las artes, se debe crear una rectoría, un consejo de artistas que tome las decisiones académicas y que tome el control del teatro”, mencionó.

“Nosotros, los artistas, somos los que sabemos hacer todo esto y tenemos que ser nosotros los que definen la estructura pedagógica. Las decisiones ya no las puede tomar el Instituto de Cultura, ellos están dirigiendo de lejos a través de rumores, con información que se imaginan, improvisan, son personas que no saben de arte, por eso no saben las necesidades académicas ni pedagógicas de las agrupaciones que conforman el Centro Municipal de Artes; no somos una escuela común, es una escuela de artes y además quieren someternos a través de actitudes agresivas con las que le faltan al respeto a las personas que trabajamos ahí”.

 Lo que opinan promotores de la cultura en Mazaltán

 Jorge Fuentevilla

Director de Amigos de la Ópera

"El maestro Ramón Gomez es uno de los valores del Centro Municipal de las Artes, ha preparado a varias generaciones de actores. Además de ser un director de teatro, es un excelente actor y pocas personas han estado tan comprometidas en su especialidad como él", señaló.

"Tenemos la gran satisfacción de tener grandes artistas en Mazatlán y Ramón Gómez es sin duda uno de ellos. Nos parece, a mí en lo personal, y a Amigos de la ópera, a quien represento, en particular, que se ha desalojado de una manera grosera del espacio en donde daba clases de teatro".

"Amigos de la Ópera levanta un extrañamiento a las autoridades del Instituto de Cultura por esa actitud grosera con la que fue desplazado de sus aulas la Escuela de Teatro, después de haber trabajado tantos años con ese compromiso que lo caracteriza", dijo.

"Amigos de la Ópera les solicita a las autoridades de Cultura que reconsideren su posición y que le restituyan su espacio al maestro Ramón Gómez porque en este momento no tienen donde impartir clases y, sobre todo, que lo respeten".

 

 Manolo Díaz

Dramaturgo, director de Teatro y actor

"La Escuela de Teatro de Mazatlán ha luchado durante mucho tiempo por ganarse un espacio para poder crecer académica, profesional y artísticamente, y me preocupa que la nueva administración del Instituto de Cultura de Mazatlán los desaloje porque todo el avance que se había logrado para que el teatro fuera una de las manifestaciones artísticas importantes del puerto, se pierda", comentó.

"Si tu escuela no tiene el respaldo de tu administración, obviamente tu trabajo se ve afectado. Ningún Gobierno puede hacer eso a sus estudiantes o dejar de velar por ellos. En la actualidad es muy dificil ser artista, pero es más dificil ser estudiante por la situación de violencia que estamos viviendo y por no poder acceder a ciertos derechos y prestaciones".

 

Protestan actores en la Machado

La comunidad de teatro del Instituto Municipal de Cultura y Artes de Mazatlán se manifestó esta mañana en la Plazuela Machado, para denunciar maltrato de las autoridades del Instituto, por ello exigieron respeto.

El coordinador General de Teatro y de la Compañía Iguana Roja, Ramón Gómez Polo, encabezó el reclamo y alzó una pancarta donde se leía “respeto”.

Denunció prepotencia de las autoridades del Instituto hacia maestros y estudiantes del taller de Teatro, incluso amenazas a su persona.

“Me mandaron decir que si hacía esto estaba en problemas”, denunció, pero se negó a revelar de quién llegó la advertencia, pero él la consideró amenaza.

Con 21 años en el Instituto de Cultura, Gómez Polo aseguró que ésta es la primera vez que reciben un trato que consideró indigno para la comunidad de Teatro, y llamó al Presidente de México Andrés Manuel López Obrador, a voltear a ver el conflicto en Mazatlán.

También denunció que el Instituto de Cultura los desalojó del espacio que tenían en el Archivo Municipal desde hace un año, y sólo les ha permitido guardar sus cosas en otro espacio del Instituto, pero hasta el momento no tienen espacio propio.

El maestro aseguró que no tiene otra opción para continuar con las clases, y que su alternativa son las banquetas del Centro Histórico.

La Carrera Técnica de Arte Teatral se fundó hace seis años y el taller de teatro del Grupo Iguana Roja tiene alrededor de 15 años.

Ramón Gómez comentó que el origen de este problema fue la propuesta que Beatriz Gutiérrez Müller, esposa de Manuel López Obrador, dio en un evento que tuvo cobertura nacional, acerca de la importancia de recuperar y proteger los archivos históricos.

“Por cuestiones políticas, en Mazatlán decidieron hacer eco de esta propuesta, pero el encargado del archivo, el señor Barraza, dio todos los argumentos necesarios sobre la imposbilidad de que el edificio donde estaba la Escuela de Teatro sirviera para tener el Archivo Histórico de Mazatlán, eso ya lo entendieron los funcionarios del Instituto de Cultura”, dijo.

Químico: Están un lugar donde no deben

El Alcalde Luis Guillermo Benítez Torres aseguró que el Centro de Experimentación y Educación Teatral, dependiente del Instituto de Cultura de Mazatlán, operaba en un edificio que no les correspondía, por tratarse del Archivo Histórico del Municipio.

Así respondió, tras ser cuestionado acerca de las protestas que protagonizaron esta mañana estudiantes y maestros de teatro en el quiosco de la Plazuela Machado, donde externaron sus reclamos ante los medios de comunicación.

Aunque no dio a conocer dónde, el Presidente Municipal aseveró que ya se cuenta con un lugar disponible para reubicarlos. Por lo tanto, negó que se les vaya a dejar sin un espacio.

“Lo que pasa es que los movimos de donde estaban trabajando, pero ya vamos a darles otro espacio. Lo que pasa es que, acuérdense, ellos estaban usando un edificio que no debían”, alegó “El Químico” Benítez en referencia al Archivo.

“Es donde está el patrimonio cultural de todos los mazatlecos, y por esa razón no es posible que se estén haciendo dos cosas diferentes; no los vamos a dejar en la calle, les vamos a dar otro local para que trabajen”, insistió.

Entrevistado durante un acto de entrega de apoyos federales, el Alcalde dijo desconocer los abusos que señalan los trabajadores de dicho centro teatral, como el que los obligan a la pega de calcomanías para difundir el Carnaval Internacional de Mazatlán.

“Lo desconozco, pero finalmente ojalá todos los trabajadores hiciéramos esas labores y todos los mazatlecos. El Carnaval es para ustedes, para los mazatlecos, para todos, ojalá todos lo hiciéramos; queremos gente con la camiseta bien puesta”.

Por último, negó que los programas culturales del municipio estén en riesgo. Por el contrario, aseveró, no sólo habrá continuidad, sino nuevos programas.

El coordinador del área teatral, Ramón Gómez, denunció unas horas antes que los trabajadores del Instituto de Cultura son víctimas de malos tratos en la actual administración municipal, por lo que pidió respeto para la comunidad artística y acusó que muchos tienen miedo de perder sus trabajos.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Te puede interesar..

Oportunidades