Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Mazatlán
Evangelización, Educación y Cultura: Corinto
Columna Religiosa
Padre Amador Campos Serrano
22/09/2020
Marcar como favorita
Foto: Noroeste

En tiempos del apóstol Pablo, la ciudad y puerto de Corinto había atravesado ya por etapas de cultura e historia ancestral, en las cuales tuvo una participación protagónica, por ello, sentían una profunda satisfacción, como ciudad aristocrática, orgullosa de su historia.

Una estrecha franja de tierra une a la Península del Peloponeso, donde se ubicaba Esparta, con la tierra continental, Corinto era punto obligado de paso entre las dos regiones.

Su legendario pasado se originó al menos dos milenios antes de Cristo, testimoniado en la cita de Homero, en alusión histórica a su pasado, mencionándolo como aliada del Rey Agamenón en su aventura bélica de la guerra contra los troyanos.

Rivalidades y alianzas estuvieron siempre presentes entre Atenas y Esparta, las dos más importantes ciudades estado de la confederación helénica y Corinto al ser considerada como la tercera ciudad en importancia entre los griegos, alternaba su apoyo entre ellas.

Como tierra de paso entre la península y el resto de las tierras helénicas, Corinto supo ofertar su apoyo en los diversos conflictos.

El nacimiento de esta ciudad se remonta a unos míticos orígenes, según los cuales, fue fundada por Sísifo, quien fue su primer rey, dándole su primer nombre, que fue el de Efira, el cual posteriormente, en una época no conocida, fue cambiado por el actual nombre de Corinto, al hacer alusión a un hijo de Zeus que llevaba ese nombre.

La importancia de Corinto se manifiesta al ser fundadora de varias colonias, entre las cuales algunas de ellas tuvieron papeles protagónicos en la historia, se puede mencionar a Siracusa, Apolonia de Iliria, Corcira, Ambracia, entre otras.

Como hecho notable se le señala como una de las primeras ciudades en hacer uso de la moneda, como instrumento de cambio en sus transacciones comerciales, dado que era una de sus principales actividades.

También se le atribuye la invención del navío trirreme, el cual tuvo un papel protagónico en las batallas navales.

En el campo del arte quedan vestigios arqueológicos, en los cuales se nota su propio sello, denominado orden corintio, con similitudes y diferencias con el orden jónico y orden dórico, de los cuales fue el posterior y es atribuido a Calimaco en el Siglo 4 a. C.

Conocida en el mundo cristiano por las cartas escritas por San Pablo, en las cuales el apóstol exhorta y corrige en busca de una purificación del comportamiento, para hacerlo más acorde a las enseñanzas del Divino Maestro y predicadas por Él.

En el ámbito cristiano, Corinto es importante en sus inicios, al ser una comunidad eclesial importante, fundada por el Apóstol de las Gentes, a lo que se sumaba su historia cultural. Dos importantes cartas les dirigió, en las cuales hay prácticos señalamientos sobre la relación de la fe y la cultura, ofreciendo un aporte doctrinal importante para la vida de la Iglesia.

¿Te gustó lo que leíste?

Si tu respuesta es sí, te invitamos a suscribirte por solo $100 pesos al mes y apoyar el periodismo que hacemos para ti con el objetivo de hacer de Sinaloa un mejor lugar para vivir. Haz click AQUÍ.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades