Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Fenómeno del Niño débil provocará huracanes y ciclones extremos en 2019, advierte Conagua
La temporada de lluvias y ciclones de 2019 iniciará este 15 de mayo y terminará el 30 de noviembre, informó la directora de Conagua
Animal Político
15/05/2019 | 1:43 PM
Marcar como favorita
Foto: Noroeste

El fenómeno “del Niño débil” que se registrará en los mares del Pacífico provocará un gran número de eventos meteorológicos extremos, advirtió la directora de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Blanca Jiménez.

De acuerdo con UNAM Global, en una reunión interinstitucional realizada en el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Conapred), Jiménez informó que la temporada de lluvias y ciclones iniciará este 15 de mayo y terminará el 30 de noviembre.

Según el Centro Nacional de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés), “los huracanes se encuentran entre los fenómenos más poderosos y destructivos de la naturaleza. En promedio 12 tormentas tropicales, de las cuales seis se convierten en huracanes sobre el Océano Atlántico, el Mar Caribe o el Golfo de México”.

Durante la temporada en el Pacífico Central, se presentarán “un promedio de tres tormentas tropicales, dos de las cuales se convierten en huracanes o se desplazan sobre el área durante la temporada, que se extiende del 1 de junio al 30 de noviembre de cada año”.

Los expertos clasifican a los huracanes de acuerdo con la intensidad de los vientos sostenidos en la escala Saffir-Simpson del uno al cinco. Un fenómeno en categoría tres o superior es considerado como un huracán importante.

Para esta temporada los fenómenos naturales llevarán por nombre “Andrea”, “Barry”, “Chantal”, “Dorian”, “Fernand”, “Gabrielle”, “Humberto”, “Imelda”, “Jerry”, “Karen”, “Lorenzo”, “Melissa”, “Néstor”, “Olga”, “Pablo”, “Rebekah”, “Sebastien”, “Tanya”, “Van” y “Wendy”.

El NHC señaló que estos nombres se identifican con el del meteorólogo que descubre el fenómeno climatológico, por lo que considera que no debe traducirse al español, ni a ningún otro idioma, esto con la finalidad de evitar posibles confusiones.

 

Con información de UNAM Global.

 

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Recomendamos para ti

Oportunidades