Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Columna
La Fórmula de la Felicidad: ¿Merecemos mayor calidad de vida en el trabajo?
El coach Óscar García Osuna invita a reflexionar sobre la emociones
Óscar García
13/07/2019
Marcar como favorita
Foto: Cortesía

Desayuno de amigos, conversación de los momentos de reto que nuestra comunidad está experimentando, la mayoría de los comensales asumen que buenos tiempos se avecinan en el desarrollo económico, principalmente en los segmentos de turismo de convenciones y familiar.

Como siempre, alguien coloca el “pero” en la conversación y corresponde a la necesidad de incrementar las competencias de los trabajadores del turismo, para elevar el nivel de los turistas que aspiran a mejores servicios. Surge casi de inmediato la segunda variable, los “pocos preparados” son perseguidos por todos, o mejor dicho (como diría una amiga gerente de un hotel, ubicado en la zona de La Marina), el pirateo está a la orden del día.

En mi intento de “vender” la idea de una mayor y mejor capacitación en competencias, me surten de creencias limitantes. Por mencionar dos:

- En el turismo no hay tiempo para capacitar, deben de aprender haciendo.

- Afortunadamente no hay tiempos muertos, los horarios son “matados”, pero les va muy bien con las propinas.

Tratando de defenderme con evidencias, mencionó los casos de calidad en el servicio que existen en la industria turística nacional e internacional y con orgullo, el ejemplo de una empresa de nuestra ciudad, donde su líder le ha apostado a la capacitación, a considerar a cada trabajador un ser humano con todas sus expectativas y retos a cumplir.

Recuerdo la primera vez que visité las instalaciones del hotel local ejemplo. Me sorprendió agradablemente encontrar espacios para la espiritualidad, para la rehabilitación en caso de adicciones, asesoría para situaciones emocionales, no son intervenciones de mención ni llenas de buena voluntad, son expertos apoyando a los colaboradores de la empresa, algo muy poco visto en esta comunidad. El resultado, trabajadores que en su mayoría dibujan una amable sonrisa y una actitud al servicio que vale lo que cuesta.

Llega la parte más importante de la conversación, reconocer que cada vez vivimos en un mundo que marcha a mayor velocidad y es casi imposible cambiar el ritmo que han adquirido nuestros estilos de vida, que de forma exagerada hace vulnerables a los trabajadores que tienen la responsabilidad de estar en los servicios al público, más cuando la mayor expectativa de ese público es disfrutar al máximo su experiencia de descanso y placer.

Los colaboradores, sea el puesto que ocupen, buscan mantener un equilibrio entre familia, amigos, pareja, trabajo y todo lo que incluya tu rutina. Continuar con ese balance entre todas nuestras actividades diarias puede ser algo agotador, más si las jornadas laborales son extensas y las demandas de servicios son altas, y sin querer queriendo, experimentamos uno de los mayores problemas de salud en los mexicanos: el estrés.

Trato de convencer a mis escuchas de que mis comentarios no se originan en mi juicio o creencia limitante, están fundamentados en afirmaciones y estadísticas que presentan organismos internacionales, tales como la Organización Mundial de la Salud, afirma que el 75 por ciento de los mexicanos padece estrés laboral, mejor conocido como el síndrome de burnout, lo que lo coloca en el primer lugar a nivel mundial.

Se muestra también que el sector productivo en México tiene pérdidas anuales de casi 900 millones de dólares, debido al estrés que sufren los trabajadores, reflejándose en el ausentismo por enfermedad.

Dada la importancia de este tema, Universidad Tecmilenio está invitando, de forma gratuita, a participar en un webinar el día 18 de julio a las 16:30 horas, tiempo del Pacífico. ¿Quieres conocer las herramientas que te permiten impactar positivamente en la satisfacción laboral de tus colaboradores? ¿Te gustaría conocer cómo se mide el nivel de agotamiento emocional? ¿Sabías que a partir de octubre del 2019 entra en vigor NOM 035, por parte de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social?

La puesta en marcha de esta normatividad es, sin duda, una acción acertada. La prevención y control de los factores de riesgo psicosociales en las organizaciones son necesarias y el gran reto será vigilar el cumplimiento de esta norma, así como dotar de herramientas a los trabajadores para que sepan afrontar con éxito la presión por la competitividad que se vive día a día en las empresas.

Es un gran paso en la fórmula de la felicidad de cada uno de los mexicanos, ya que probablemente invertimos más tiempo en el trabajo que en cualquier otra actividad de nuestra vida, y ahí es donde, por diversos factores, se vive uno de los mayores problemas de salud de los mexicanos.

Nos vemos en el webinar. Mayores informes a través de mi fan page en Facebook, Oscar Garcia Coach.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades