Suscribirme 
Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
DENUNCIA DE FRAUDE
Los dueños del Ingenio de Los Mochis se amparan y pagan fianza de hasta 3 mil pesos para no ser llevados a prisión
Los inculpados están acusados de desacato de una orden judicial al no presentarse en un juzgado de Los Mochis
Marcos Vizcarra
04/06/2018
Compartida 458 veces
Marcar como favorita
Foto: Marcos Vizcarra

Alejandro Elizondo, Rodolfo de la Vega y a José Manuel Arriola, dueños del Ingenio Azucarero de Los Mochis, solicitaron amparo para evitar ser llevados a prisión después de que desacataron una orden judicial para presentarse en un juzgado de Los Mochis.

Rodolfo de la Vega y José Manuel Arriola acudieron al Juzgado Séptimo, con sede en Los Mochis, el 29 de mayo, donde el juez José Francisco Pérez Mier concedió suspensiones mientras se resuelve si se otorga o no el amparo, señalando fianzas entre los 3 mil y 10 mil pesos.

En el caso de Elizondo, la suspensión fue obtenida en el Juzgado Quinto, también con sede en Los Mochis, con el juez Juan Enrique Parada Seer, donde se impuso una fianza de 9 mil 500 pesos.

Los dueños del Ingenio Azucarero de Los Mochis están bajo un proceso judicial que se inició en Los Mochis por una denuncia por la empresa Copasa, de Francisco Javier Paredes Alvarado, en la que se señala el delito de Fraude Genérico por 6 millones de dólares.

La empresa solicitó “providencias precautorias”, que fueron concedidas por el juez local.

Por esas providencias se congelaron 12 cuentas bancarias y las empresas Procavelf y Tamandaro, propiedad de De la Vega, y Agrocapital del Noroeste, de Alejandro Elizondo. Esta última firma es una de las principales operadoras de Grupo Ceres.

Copasa solicitó que se llevara a cabo una audiencia inicial, en la que podría iniciarse un proceso penal si el juez correspondiente cree que hay datos de prueba suficientes para hacerlo, pues de lo contrario podría desecharse.

El juez concedió que se llamara a audiencia, pero en tres oportunidades sólo asistieron los abogados de los dueños del Ingenio Azucarero.

Por no asistir los empresarios, el Ministerio Público solicitó órdenes de aprehensión en su contra, para que entonces pasen por una investigación y sean llevados a posibles juicios.

Cabe mencionar, que Elizondo Macías y De la Vega Valladolid fueron requeridos hace un año por un Juez de Jalisco, también por el delito de fraude, en un proceso iniciado por su ex socio Luis Puente.

Ahora, la empresa Copasa, de Francisco Javier Paredes Alvarado, los señala de haber cometido un fraude mayor a los 4 millones de dólares, pero que por gastos realizados posterior al hecho, la deuda podría ascender a los 6 millones de dólares.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Te puede interesar..

Oportunidades