Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Los tres jóvenes de Taxco fueron asesinados por no dar cuota, no por homofobia, dicen sus amigos
Los tres jóvenes miembros de la comunidad LGBTTTI asesinados en Taxco de Alarcón, Guerrero el fin de semana podrían haber sido víctimas del crimen organizado que opera en la localidad
Sinembargo.MX
21/06/2018 | 8:00 PM
Marcar como favorita
Foto: Cortesía

Ciudad de México, 21 de junio (SinEmbargo).– El crimen de los tres jóvenes miembros de la comunidad LGBTTTI en Taxco de Alarcón, Guerrero, podría tener su origen en la violencia generalizada que se vive en la entidad y que afecta a todos los guerrerenses por igual y no en un acto de homofobia, dijeron amigos de las víctimas a SinEmbargo.

El domingo fueron encontrados asesinados en un camino con el tiro de gracia Rubén Estrada, Roberto Vega y Carlos Uriel López González. Sólo uno de ellos, Estrada, era activista, pero los otros dos eran empresarios, tenían una panadería y eran pareja.

“No podemos decir ni pronunciarnos de manera irresponsable que fue un crimen por homofobia, o por delitos a la salud, o pasiones amorosas. Exigimos una pronta respuesta a esta situación. No queremos decir que fue por homofobia, porque en Guerrero han sido asesinadas familias enteras, grupos de jovencitos y niños. En Guerrero es pan de cada día”, dijo Igor Pettit, presidente del Consejo Estatal de Diversidad Sexual.

De acuerdo con José Luis Silva López, presidente del Colectivo Arcoíris Acapulco y amigo de las víctimas, los jóvenes fueron asesinados presuntamente por miembros del crimen organizado que opera y extorsiona en Taxco.

Los tres amigos salieron a divertirse a un antro el sábado por la noche y los criminales habrían ingresado al lugar para cobrarles una “cuota” a los asistentes bajo la consigna de que una vez pagada, no los molestarían.

“Hay una mala información diciendo que fueron asesinados por ser homosexuales, es falso. En Taxco, Guerrero hay un problema de inseguridad muy grande: te extorsionan hasta por dejarte vivir en tu propia casa. Los grupos armados andan en los espacios públicos cobrando una cuota para no molestarte. Ese sábado llegaron al lugar donde estaban mis amigos y ellos se negaron a pagarles, pagaron su cuenta y decidieron retirarse del lugar y en la misma puerta los tipos se los llevaron y aparecieron ejecutados el domingo”, narró.

José Luis Silva es gerente en un antro en Acapulco y cada mes recibía a los amigos que iban de paseo al puerto a divertirse.

Silva describió a la pareja como personas alegres y tranquilas. Rubén Estrada era activista, organizaba cada año la marcha LGBTTTI en Taxco y era fundador de la Cogayt, la comunidad gay de la ciudad.

Estrada vivía con su mamá, y trabajaba en al Secretaría de Educación Pública (SEP).

Roberto Vega y Carlos Uriel López eran empresarios. Ambos fundaron una de las panaderías más reconocidas de Taxco hace unos años. López además era DJ.

“Eran muy conocidos y respetados por la comunidad en Taxco, eran buenas personas”, dijo José Luis.

El sepelio de los jóvenes fue concurrido y la población acompañó los féretros hasta el cementerio.

“La familia de Uriel está en un transe, no queremos mover el tema, únicamente aclarar que hay gente que se está colgando de un tema lamentable para llamar la atención”, dijo.

“AROMA DE SANGRE”

El lunes la Policía Federal e Investigadora Ministerial de la Fiscalía General del Estado de Guerrero detuvo a cuatro hombres con armas y droga. Uno de ellos habría participado en el crimen contra los tres jóvenes.

De acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) Guerrero ocupó el lugar número uno en homicidios dolosos durante 2017 con 2 mil 318 carpetas de investigación abiertas por homicidio de 2 mil 529 personas.

La cifras indican que hubo 6.9 asesinatos diarios, con un incremento de 316 homicidios respecto a 2016.

“Queremos pedirle al Fiscal y exigirle que no se vaya a dar carpetazo a este asunto tan lastimoso que ya es noticia a nivel internacional”, dijo el activista Igor Pettit.

Pettit recordó que en Guerrero asesinan todos los días a cualquier persona, sin importar si es gay, heterosexual, médico o enfermero.

“Han descuartizado niños, a familias enteras: a la mamá, al papá, al abuelito, al hijo y hasta al perro. Este crimen es uno más de muchos que a diarios se cometen en el estado, porque el crimen organizado no perdona a nadie y agarra parejo”, apuntó.

Igor Pettit argumentó que culpar a la homofobia como principal móvil del crimen de los tres miembros de la comunidad LGBTTTI de Guerrero sería irresponsable.

“Pronunciarnos así sólo por llamar la atención, para que nos volteen a ver, es un crimen. En Guerrero extrañamos el aroma de la brisa y del mar, porque tenemos en la punta de la nariz todos los días el aroma de sangre fresca”, añadió.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Te puede interesar..

Oportunidades