Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Primaria Diana Laura Riojas de Colosio, la escuela pobre de Loma Bonita
Directivos del plantel piden a las autoridades municipales atender las necesidades de la escuela
Sheila Arias
26/11/2018 | 2:33 PM
Marcar como favorita
Foto: Carlos Zataráin

En los baños no hay agua, pero a nadie le extraña, los alumnos y maestros usan los sanitarios así, y así llevan años.

Tampoco tienen áreas verdes, les falta mobiliario, hasta las sillas de los profesores están rotas. Aquí los libreros son de cajas de madera, y las cortinas retazos de tala.

Así es la primaria “Laura Riojas de Colosio”, en clavada en la colonia Loma Bonita, al sur del puerto, ahí sobrevive en una de las zonas con mayor carencia. Y aquí el Alcalde Luis Guillermo Benítez Torres encabezó su segundo “Lunes Cívico” como Presidente Municipal.

Ahí escuchó una serie de peticiones, la primera el problema del agua, tan grave, que a menudo suspenden clases por eso.

“Las escuelas en los cerros son muy bonitas, como las mejores casas que a veces se encuentran en las lomas de las ciudades, ésta es una loma, pero una loma pobre, y cuando llueve, señor Presiente, se llena esta cancha de lodo, vemos los patios, si le podemos llamar patios agrietados, las banquetes la tuvimos que resanar porque se estaban cayendo y nos da miedo que se nos vayan a caer las aulas”, resumió el director Ramón Ochoa, las condiciones de la escuela.

Aseguró que los 283 alumnos padecen la falta de agua desde hace años, y le dejó “tarea” a "El Químico" para mejorarles el servicio.

Por su parte, el Alcalde sí se comprometió y se llevó la encomienda.

En la primaria las condiciones precarias se notan, los salones tienen cortinas hechas con retazos de tela de diferente color, los botes de basura y las escobas están adentro de las aulas; las mesas son viejas, y las sillas de los maestros están más que desgastadas.

Así trabajan en esta primaria, la llamada escuela pobre de la Loma.

¿Te gustó lo que leíste?

Si tu respuesta es sí, te invitamos a suscribirte por solo $100 pesos al mes y apoyar el periodismo que hacemos para ti con el objetivo de hacer de Sinaloa un mejor lugar para vivir. Haz click AQUÍ.

Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades