Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
SÉPTIMO ARTE: 2007: Otro año de cine
Un repaso por lo mejor y lo peor de la cartelera que se ofrece en el año que terminó
Ernesto Diezmartínez Guzmán
01/01/2008 | 00:00 AM
Marcar como favorita
Trescientos sesenta y cinco días y 250 películas después, he aquí nuestro tradicional repaso por lo mejor, lo peor y lo que duró más en la cartelera cinematográfica culichi, de acuerdo con los discutibles gustos del de la pluma (bueno, del ordenador en realidad).


LO BUENO
Sin más preámbulos, he aquí lo mejor del año exhibido en Culiacán y en orden de preferencia. Las cuatro fantásticas, lo mejor de lo mejor:

1. La vida de los otros (Das Leben der Anderen, Alemania, 2006), de Florian Henckel von Donnersmarck.
2. Ratatouille (EU, 2007), de Brad Bird.
3. La Muerte del señor Lazarescu (domnului Lazarescu, Rumania, 2005), de Cristi Puiu.
4. Desapareció una noche (Gone Baby Gone, EU, 2007), de Ben Affleck.

Y luego, en la segunda división, otro puñado de cintas que rozaron la grandeza de las cuatro anteriores y que merecen nuestra admiración, nuestro aplauso. En perfecto desorden alfabético, ocho magníficas:

- La Reina (The Queen, GB-Francia-Italia, 2006), de Stephen Frears.
- Escándalo (Notes on a scandal, GB, 2006), de Richard Eyre.
- La maldición de la flor dorada (Man cheng jin dai huang jin jia, China-Hong Kong, 2006), de Yimou Zhang.
- Los Simpons, la película (The Simpsons movie, EU, 2007), de David Silverman.
- 3:10 Misión peligrosa (3:10 to Yuma, EU, 2007), de James Mangold.
- La conquista del honor (Flags of our heroes, EU, 2006), de Clint Eastwood.
- Manderlay (Ídem, Dinamarca-Suecia-Holanda-Bégica-GB-Alemania-Francia, 2005), de Lars von Trier.
- El violín (México, 2005), de Francisco Vargas (en DVD).

LO MALO
Como dice la canción ranchera, el tiempo pasa y un servidor no se hace más joven. Así que, ¿para qué perder el tiempo viendo churros infectos cuando se puede revisar alguna película no vista en DVD o, incluso, volver a ver algún clásico sólo por el gusto de hacerlo? A lo que voy es que este año traté, hasta donde pude, de no ver churritos ni churrotes. De plano, les saqué la vuelta. Con todo, vi de cualquier manera un buen puñado de cintas fallidas: según mi archivo de este año, fueron nada menos que 24 que, de todas formas -tomando en cuenta que vi alrededor de 250 cintas durante 2007- no resulta un mal promedio de bateo. Como quien dice, de cada 10 películas que revisé, sólo una resultó detestable.
Y aún así, con todo y que les anduve sacando la vuelta, tuve que ver cuatro filmes verdaderamente fallidos, lamentables, aburridos y hasta risibles (sin ser comedias, por cierto). Sin orden específico, las cuatro peores películas del año que padecí, fueron:

- Seduciendo a un extraño (Perfect stranger, EU, 2007), de James Foley.
- Hannibal, el origen del mal (Hannibal rising, EU-Francia-GB-Italia-República Checa, 2007), de Peter Webber.
- Alvin y las ardillas (Alvin and the Chipmunks, EU, 2007), de Tim Hill.
- Cáliz (México, 2007), de Miguel Ángel Vega.

LO FEO
¿Qué es lo feo del cine en Culiacán? Básicamente, las condiciones de exhibición. Cinépolis -ya lo comentamos hace poco en una columna, a raíz de las quejas del lector Iván Tarriba- ofrece un servicio lamentable -salas en mal estado, con olor a humedad, con fallas en el sonido- mientras que las otras cadenas apenas cumplen: MM Cinemas de Soriana tiene excelentes pantallas anchas -las mejores de la ciudad, en mi opinión-, pero su mobiliario es muy incómodo. Y en cuanto a CITICINEMAS, siguen rechinando de nuevos y de limpios, y la exhibición no es mala, aunque tienen la nefasta costumbre de apagar la película sin dejar que corran los créditos finales. (En cuanto a MM Cinemas de Fórum y a los CITICINEMAS de Galerías, declino comentar: en el caso de Galerías nomás he ido una sola vez, el día de la inauguración, y a Fórum hace meses que no me paro en sus cines. Los “malls” no son mis lugares favoritos de esparcimiento).
Por el lado positivo y en el ámbito cultural, Carlos Sandoval, en la vídeo-sala difocureña, sigue programando buen cine contra viento, marea e indiferencia institucional (¿cuando va a tener Difocur su propio acervo fílmico en DVD?); Alán Mimiaga sigue también haciendo su trabajo en el Archivo Histórico organizando diversos ciclos de cine; y en las últimas semanas, hemos visto a la inquieta Karina Soltero hacer algo similar en el Restaurante La Chuparrosa Enamorada, promoviendo exhibiciones públicas y gratuitas de cine los jueves en Bacurimí. Bien por ellos.


MÉXICO LINDO
2007 vio a The Three Amigos (Del Toro, Cuarón y González Iñárritu) seguir explotando su merecido éxito internacional y en la 79 entrega del Óscar las cintas dirigidas por estos mexicanos obtuvieron 16 nominaciones, 10 de ellas para paisanos. Al final de la noche, no hubo tantas estatuillas para mexicanos pero algo es algo: Guillermo Navarro ganó por Mejor Fotografía y Eugenio Caballero por Mejor Dirección de Arte, ambos por El laberinto del fauno (Del Toro, 2006).
En Cannes 2007, Elisa Miller ganó la Palma de Oro por su corto Ver llover (2006), mientras Carlos Reygadas confirmó su estatura internacional al obtener el Premio Especial del Jurado por Luz silenciosa (2007) -que aún no llega a esta ciudad, por cierto, y dudo que lo haga: espérela en DVD. Luego, el debutante Rodrigo Plá ganó el FIPRESCI en Toronto 2007 y el Premio Luigi De Laurentiis en Venecia 2007 por La zona (2007), cinta que se estrenará nacionalmente este 2008.
En cuanto al aspecto económico, el año no fue tan malo: se estrenaron 40 cintas nacionales en 2007 y la gente fue a ver cine mexicano, aunque no de forma multitudinaria. De cualquier manera, si en 2006 hubo casi 8 millones de espectadores para el cine nacional, ahora fueron 13; el cine mexicano representó el 8.3 por ciento de la taquilla total (el año pasado apenas representó el 3.5 por ciento) y, además, debutaron la insólita cantidad de 19 jóvenes cineastas con su primer largometraje.
En este escenario, la cinta mexicana más taquillera fue el muy decente filme de horror Kilómetro 31 (Castañeda, 2006), que vieron más de 3 millones de personas en el país.
Y en cuanto a lo mejor del cine nacional visto en Culiacán, he aquí la lista, con una pequeña trampa: El violín nunca se estrenó comercialmente en la ciudad, pero yo lo vi en el Festival de Guadalajara de este año y, además, ya está disponible en DVD. Así, pues, en estricto orden de preferencia:

1. El Violín (México, 2005), de Francisco Vargas.
2. En el hoyo (México, 2006), de Juan Carlos Rulfo.
3. Dos abrazos (México, 2007), de Enrique Begné.
4. Fraude: México 2006 (México, 2007), de Luis Mandoki.
5. J. C. Chávez (México, 2007), de Diego Luna.

Y ya para terminar, el cine que más duró en cartelera en Culiacán, en días. Las 10 más duraderas (y, supongo, las más vistas):

1. Menores sin control -----------83
2. Una noche en el museo -------74
3. Lo que el agua se llevó ------70
4. Happy Feet ----------------------63
5. Cansada de besar sapos -------58
6. Las vacaciones de Mr. Bean – 57
7. Educando a papá ----------------56
8. La telaraña de Charlotte -------56
9. En búsqueda de la felicidad ---55
10. Premoniciones ------------------- 55

Comentarios: cinevertigo.blogspot.com
Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Te puede interesar..

Oportunidades