Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Se ríen con ‘la gorda’ en Mazatlán
Pablo Lyle, Ana Patricia Rojo, Ferdinando Valencia y Gabriel Varela presentan obra en el Teatro Ángela Peralta
Melissa Sánchez
14/07/2016 | 5:08 PM
Marcar como favorita

Una persona con obesidad no solo es capaz de superarse y salir adelante, sino de encontrar el amor, sobre todo cuando se habla del amor propio.

 

Ese es el mensaje que dejó en los mazatlecos la obra Mi amiga la gorda, una comedia que hizo delirar de la risa a los presentes en las dos funciones ofrecidas en el Teatro Ángela Peralta.

 

Con las actuaciones de Ana Patricia Rojo, Gabriel Varela, Ferdinando Valencia y Pablo Lyle, la puesta en escena llegó al puerto con la gira que emprende este año por varias ciudades del País.

 

Ana Patricia Rojo interpreta a Victoria Sendel, una joven mujer con muchos kilos de más quien tiene en su casa como inquilinos a sus amigos Enrique (Gabriel Varela), un burócrata gay con una personalidad bastante peculiar, y Jaime (Ferdinando Valencia), un novelista sin éxito pero experto cocinero.

 

Hasta su librería llega Tomás del Campo (Pablo Lyle), un apuesto trabajador petrolero que se enamora de ella desde que la ve, pese a la incredulidad y celos de sus amigos, sobre todo de Enrique, quien no puede creer que la gorda a la que tanto ofende con sus críticas sea capaz de “ligarse” a alguien, mucho menos a un hombre guapo.

 

El romance entre Victoria y Tomás dura una noche, pues él debe partir a trabajar en las Guyanas y regresará hasta Navidad.

 

Y así, entre situaciones que resultaron hilarantes para el público, transcurrieron las más de dos horas de la obra Mi amiga la gorda, donde los actores no solo lucieron sus tablas sobre el escenario, sino que interactuaron con los presentes, que no paraban de aplaudir.

 

Incluso una dama de risa muy particular, que se encontraba en uno de los balcones del teatro más cercanos al escenario, pasó a formar parte de la primera función al ser apodada por el elenco como “la vecina”.

 

Gabriel Varela, productor además de la obra, más de una vez hizo estallar al público en carcajadas con su papel de Enrique y sus apodos y mofas para su amiga la gorda, así como sus ademanes y la “tropicalización” que hizo del libreto, al agregar elementos muy mazatlecos.

 

Pero el momento serio también llegó, cuando Victoria, en una especie de monólogo, con tristeza reclama a sus compañeros que le den tanta importancia a la apariencia física, y llega a la conclusión de que en este mundo “está prohibido ser gorda”.

 

No obstante, con ayuda de Enrique y Jaime, Vicky se propone dejar atrás su problema de obesidad para sorprender a Tomás a su regreso, aunque la sorprendida es ella, cuando este le confiesa un descubrimiento que hizo cuando estaba lejos: a él lo que le gusta son las gordas.

 

Al final, la puesta en escena deja como aprendizaje que la apariencia no lo es todo, ya que aunque Victoria logra transformarse físicamente, pierde a su amor pero se queda con lo mejor, su cambio interno, el mismo que sufren sus amigos, quienes tendrán que salir adelante cada uno por su cuenta, en otro ejemplo de superación personal.

 

 

Pablo Lyle, arropado por su gente

Quien fue muy bien recibido por sus paisanos fue el mazatleco Pablo Lyle, quien en la representación de Mi amiga la gorda estuvo acompañado por su padre, su esposa Ana Araujo y su hermano, Jorge Lyle, además de amigos.

 

En cada una de sus participaciones en la obra, Pablo se llevó los aplausos y la admiración del público, sobre todo de las mujeres, quienes no paraban de lanzarle piropos.

 

Visiblemente emocionado por actuar en su tierra, al finalizar la obra, el porteño se paró al frente del escenario y ofreció unas palabras de agradecimiento para los presentes.

 

“Quiero que sepan que para mí es un honor estar aquí enfrente de ustedes, poder regresar después de tantos años. Hay mucha gente conocida y mucha gente que quiero mucho”, dijo con voz entrecortada.

 

“Muchísimas gracias, son el mejor público que hay en todo México, nadie se ríe como ustedes”, aseguró, para después correr a darle un beso a la señora del público que con su risa se convirtió en “la vecina” de la obra.

 
 
 
 
 
En tiempos de incertidumbre, informarte bien es prioridad

En Noroeste estamos concentrados en informarte con precisión, oportunidad y verificación sobre los impactos sanitarios y económicos del Covid-19 en Sinaloa y México.

Es por ello que todos los contenidos relacionados con ese tema será abiertos a todo el mundo gracias a nuestros anunciantes y suscriptores. Si quieres apoyarnos, te invitamos a suscribirte aquí:

Noroeste Premium $1 diario *


INFORME COVID-19

Visita nuestra sección especial sobre Covid-19 actualizada en tiempo real - Ir a sección

Suscríbete a nuestro newsletter diario "Informe Covid-19"

Suscríbete a nuestro servicio de Noticias por Whatsapp en este número: 6674318521
Notificaciones
Entérate antes que nadie
Recibe notificaciones en tu navegador
Al suscribirte estás aceptando los términos y condiciones de servicio
Comentarios
Elevemos la conversación
Noroeste cree en la conversación abierta y responsable. Por eso este espacio es exclusivo para suscriptores y usuarios registrados. Opina con respeto.
El resto del contenido es exclusivo para usuarios registrados de Noroeste
Acceso   Registro
Utiliza tu red social favorita
   
Mediante correo y una contraseña
Recomendamos para ti

Oportunidades