Números, cifras... el coco de los periodistas

    “Si con toda la información debemos tener cuidado, cuando manejamos cifras, la concentración, el orden y la dedicación deben ser al máximo, pues es muy fácil equivocarnos en algo tan tangible, medible y contundente como los números”.

    Si nos leyó en este espacio la semana pasada, seguramente recuerda que platicamos sobre temas que consideramos delicados, que requieren un tratamiento especial y en los que seguimos aprendiendo.

    Hoy queremos abordar uno para no quedarnos atrás: las cifras.

    Sí, las cifras, los números, las estadísticas, las métricas, todo lo que tiene que ver con cantidades, con porcentajes, con medición, con promedios... la verdad, tenemos que admitirlo, son una de las partes más complejas que abordamos los periodistas y en donde tenemos mayor margen de error.

    Si con toda la información debemos tener cuidado, cuando manejamos cifras, la concentración, el orden y la dedicación deben ser al máximo, pues es muy fácil equivocarnos en algo tan tangible, medible y contundente como los números.

    Abordamos este tema porque las últimas semanas hemos tenido dos errores garrafales en el manejo de cifras.

    El más reciente, y lo abordamos primero porque es muy elemental, es que en la edición impresa del domingo 15 de agosto, en el ejemplar de Mazatlán, en la portada del periódico apareció la tabla diaria de cifras Covid, donde consignamos día a día el número de casos que reportan las autoridades de Salud, pero el listado de los municipios venía todo con cifra cero, es decir, como si no hubiera habido casos reportados ese día.

    Obviamente fue un error, un descuido terrible, pues incluso en la portada del ejemplar de Culiacán sí se publicó la tabla correcta, con el listado de casos actualizado.

    Lo que pasó es que por descuido, el área de Diseño no copió la tabla para traerla de la portada de Culiacán a la de Mazatlán, como se hace todos los días, pues aparece la misma tabla en ambas ediciones. Y faltó la revisión adecuada del editor de portada, que dejó ir así la página, sin verificar que la tabla hubiera sido sustituida.

    Un error de una persona, que no tuvo la supervisión de varios editores que estamos involucrados en el cierre de edición, y que en cualquier momento se puede verificar, gracias a las herramientas tecnológicas con las que contamos, pero no lo hicimos y el costo fue caro: dimos información errónea a ustedes nuestros lectores.

    Al día siguiente publicamos, como es nuestra obligación, una fe de erratas asumiendo el error y ofreciendo una disculpa, pero, como todo error, lo mejor hubiera sido no cometerlo.

    Pues bien, ahora repasemos otro error que cometimos, tal vez aún más grave por la desinformación que pudo generar. Este fue en la nota principal de ambas ediciones impresas, Culiacán y Mazatlán, con fecha del lunes 9 de agosto.

    Ese día publicamos el siguiente encabezado: Mueren por Covid-19 222 en una semana,

    La entrada de la nota, o primer párrafo, decía lo siguiente: En una sola semana, del 1 al 7 de agosto, la Secretaría de Salud de Sinaloa reportó 222 personas muertas por Covid-19, así como 3 mil 286 nuevos contagios.

    ¿Cuál fue el error? La clave está en la palabra que el reportero usó al decir que Salud “reportó” tal número de decesos, y que el editor interpretó en el encabezado como que habían ocurrido esos decesos en una semana.

    Sin embargo, ahí salió a flote la falta de precisión del reportero, y la ausencia de rigor a la hora de revisar la nota por parte del editor.

    Desde que inició la pandemia y hacemos reporte de cifras oficiales de Salud sabemos, y así lo precisamos en algunas notas, pero no en todas como se debería, que el reporte de los casos de contagios y decesos que dan las autoridades no va al día. Es decir, hoy puede haber X casos y X decesos que en realidad se van a reportar mañana o pasado mañana o después, simplemente es que el sistema oficial de recolección de datos no va al día exacto, es obvio que no podría ir al día, pues los reportes de hospitales y clínicas tarda en llegar. Amén de los casos que seguramente ni siquiera son reportados y sí ocurren.

    Pero bueno, en sí lo que faltó a la nota es la precisión de que se reportaron en esa semana los 222 decesos, pero no todos habían ocurrido en esa misma semana. Y así tal vez el editor no habría interpretado de esa forma y no habría puesto el encabezado así de contundente, donde aseguramos que habían muerto los 222 en una semana en Sinaloa.

    Al día siguiente, tuvimos que publicar una fe de erratas donde precisamos: “En la edición de ayer, por un error, se publicó el encabezado ‘Mueren por Covid-19 222 en una semana’ sin precisar que esa cifra es el reporte de Salud en una semana, pero los decesos no ocurrieron en ese periodo. En la primera semana de agosto se reportaron 107 decesos, más 112 defunciones de julio. Las otras tres son muertes que no habían sido registradas”.

    Lo reiteramos: en el manejo de cifras en un texto debemos ser especialmente cuidadosos, rigurosos, ordenados, disciplinados, y máxime ahora, que, a diferencia de antes de la pandemia, todos los días manejamos números en varios textos destacados, pues todos los días se informan cifras y de manera recurrente en la semana hacemos análisis e interpretación de ellas.

    Así que va de nuevo una gran disculpa a nuestros lectores por los errores y omisiones que hemos cometido en cuanto a cifras, lo que menos deseamos es erosionar nuestra credibilidad por un mal manejo de los números, que sí, ciertamente, son de los aspectos que más nos cuestan a los periodistas, pero en lo que tenemos que estar aprendiendo diario y reduciendo el margen de error al mínimo. Estamos en ello.

    Descarga gratis nuestra App
    Download on the App Store    Disponible en Google Play