Este medio electrónico utiliza cookies para mostrar contenido personalizado y publicidad segmentada relacionada con sus preferencias. Si continúa en nuestro sitio o aplicaciones, entendemos que otorga y acepta plenamente que sus datos recabados serán utilizados mediante las disposiciones y términos de nuestro aviso de privacidad.
Suplementos
  • Novias
  • Gloss
  • Campo
  • Clave de Acceso
  • Tu Casa
  • Tu Salud
  • Tu Auto
  • Politicante
  • Mejor Educación

Rockstar Malecón de Culiacán

El Centinela
28/01/2019 | 04:00 AM
El Presidente Andrés Manuel López Obrador aterrizó en Mazatlán, Sinaloa, y provocó la locura.
A pesar de que adelantó su viaje un día y llegó el viernes, no despistó a nadie y terminó causando un caos en el Aeropuerto Internacional de Mazatlán.
Antes los presidentes causaban el caos por su enorme aparato de seguridad, el cierre de los aeropuertos y las extremas medidas de seguridad que afectaban a la ciudadanía.
Hoy, el Presidente provoca el caos porque la ciudadanía se lanza a abrazarlo y a pedirle una selfie, un abrazo, un minuto de su tiempo.
Sin Estado Mayor que lo aísle de la gente, López Obrador llega en vuelo comercial y camina junto a los usuarios por los andenes del aeropuerto, totalmente expuesto a las demostraciones de amor de su pueblo.
A su lado, el Gobernador de Sinaloa, sufriendo el “cariño” y los apretujones de la raza empecinado en abrazar a AMLO o en tocarlo, como si fuera una humilde estrella de rock.
 
Se lanzan con todo
En El Rosario, AMLO hizo una parada que puso a discusión su política de viajar sin un gran aparato de seguridad.
Durante un evento con invitación controlada, sus seguidores se volaron las trancas y entraron al recinto sin permiso, lo que provocó algunos minutos de tensión.
Las cosas no terminaron en tragedia, pero el suceso encendió las alarmas. En el siguiente evento, en Playa Espíritu el acceso fue totalmente controlado, lo que impidió que cientos de personas entraran para intentar hablar con él.
Y aunque no pudieron hablar con él, decenas de personas se apostaron en las márgenes de la ruta por donde pasaba para mostrarle sus diversas peticiones.
 
El efecto AMLO
Los que sintieron el efecto AMLO de manera directa fueron el resto de políticos, el primero que sintió que lo abandonaban sus “queridos” ciudadanos fue el Gobernador, Quirino Ordaz Coppel.
Y es que cuando llega Andrés Manuel López Obrador los demás desaparecen, pierden su brillo, se deshacen ante el empuje de los adoradores del líder de Morena, al que le aplauden hasta sus errores.
El abucheo sucedió en El Rosario, donde entró a la fuerza un grupo de activistas que no estaba invitado y que aprovechó la tribuna para abuchear a Ordaz Coppel.
El Gobernador aguantó vara, pero tuvo que entrar al quite López Obrador para impedir que continuara el bochorno y le pidió a los asistentes dejar de abuchear a un Gobernador que lo ha apoyado y que trabaja insistentemente en el desarrollo de Sinaloa.
 
Estrada Ferreiro también sufre
El otro que sintió la fuerza reprobadora de los seguidores de AMLO fue el Alcalde de Culiacán, quien también recibió la desaprobación de los presentes.
El polémico Jesús Estrada Ferreiro recibió un sonoro abucheo cuando se presentó en Culiacán, junto al Presidente Andrés Manuel López Obrador.
Estrada Ferreiro ha mantenido varios desencuentros con los legisladores de Morena, después de que estos le negaron el aumento de predial para Culiacán.
 
‘Amor con amor se paga’
En Culiacán, López Obrador habló sobre la violencia y dijo que para combatirla y “serenar” Sinaloa, se impulsarán los sectores productivos con apoyos a productores, pescadores, ganaderos, microempresarios, así como beneficios a adultos mayores y jóvenes.
El Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, dijo que en la sierra promoverá la siembra de árboles maderables y frutales para generar empleos, y la migración en las comunidades sería optativa y no forzada como actualmente ocurre por la violencia.
El Presidente dijo que venía a reafirmar los compromisos hechos y destacó que Sinaloa lo había venido apoyando desde la elección cuando recibió 800 mil votos en la entidad el pasado 1 de julio, ocupando el sexto lugar en votación a su favor y primer lugar en el norte del país.
“Por eso les digo que voy a estar a la altura de las circunstancias, amor con amor se paga”, resaltó.
 
Las buenas noticias
La visita de Andrés Manuel López Obrador dejó dos noticias buenas para el sur de Sinaloa: prometió que los proyectos de la Presa Picachos y la Presa Santa Maríase terminarán durante su administración.
Se oye bonito, pero el compromiso es enorme, para la Presa Picachos se necesita construir todo el sistema de distribución del agua con fines agrícolas, mientras la Presa Santa María se encuentra en una etapa muy inicial, así que se necesitarán años para verla levantarse.
Las presas son dos viejos sueños del sur de Sinaloa que permitirían mejorar el sector agropecuario y aseguraría el servicio de agua a varias ciudades.
 
En Mocorito
Ayer en Mocorito, López Obrador arrancó la Estrategia Nacional de Lectura, junto a su esposa Beatriz Gutiérrez Müller, presidenta del Consejo de la Coordinación de Memoria Histórica, y también Paco Ignacio Taibo II, director del Fondo de Cultura Económica .
Ahí, quizás el Presidente ofreció uno de los principales mensajes para el Estado, al decir que la política de su Gobierno tiene dos propósitos en lo general: buscar el bienestar material y el bienestar del alma, y por ello  se está promoviendo la lectura porque se requiere fortalecer los valores culturales, morales y espirituales.
“Acabamos de editar una cartilla moral que se va a distribuir, que escribió Alfonso Reyes, para hacerle ver a todos, sobre todo a los jóvenes, que sólo siendo buenos podemos ser felices, que se puede salir adelante porque ahora por decisión del pueblo habrá un gobierno que le dé oportunidades a todos para que nadie se vea obligado a obtener ingresos a través de actividades ilícitas”, subrayó
También de este autor..
17-09-2019
17-09-2019
16-09-2019

Oportunidades