Te quedan articulos gratis este mes

Refugios para mujeres en todos los municipios de Sinaloa, solicita Diputada Magaly Inzunza Valenzuela

En nombre de la bancada del PRI en el Congreso del Estado de Sinaloa, la Diputada Magaly Inzunza solicitó refugios para mujeres víctimas de violencia

Refugios en los 18 municipios de Sinaloa para el cuidado de mujeres víctimas de violencia, solicitó el grupo parlamentario del PRI en el Congreso de Sinaloa, representado por la legisladora Magaly Inzunza Valenzuela, exponiendo que el fin óptimo es que las mujeres tengan acceso a una vida sin violencia, de ahí que la bancada priísta haya presentado una iniciativa para que se establezcan estos centros.

“La Iniciativa que hoy presentamos de reforma a la Ley de Acceso a las Mujeres a una Vida Libre de Violencia para el Estado de Sinaloa, implica que el Gobierno del Estado asuma sus responsabilidades para con las mujeres, creando al menos un refugio para víctimas de violencia en cada uno de los 18 municipios de Sinaloa”, dijo la legisladora desde tribuna.

Enfatizó que la propuesta no pretende chocar con los refugios a cargo de los organismos de la sociedad civil, sino que se busca dar certeza de atención continua y efectiva a las víctimas de la violencia.

“Las hechos diferenciales en materia de salarios, son humillantes y agraviantes para las mujeres, por eso necesitamos reformar las leyes e instrumentos para restituir dignidad al trabajo femenino y que para el mismo tipo de trabajo haya igualdad en el ingreso”, comentó.

“Esta disparidad de remuneración por motivos de género, sigue existiendo a pesar de que la participación de las mujeres en la economía y en el espacio laboral, ha ido en aumento, y pese a todo ello, aún persiste la desprotección y la precarización laboral”, agregó la priísta.

El grupo parlamentario del PRI presentó también una iniciativa de reformas a diversas leyes, para establecer en Sinaloa la igualdad salarial entre mujeres y hombres, se busca además reconocer el valor del trabajo no remunerado en el hogar y de cuidado que muchas mujeres siguen brindando mayoritariamente a pesar de tener un empleo.