|
Mejoran su visión

‘Volver a ver es volver a vivir’, dicen adultos mayores sobre cirugías de cataratas

Las cirugías ambulatorias se realizaron en las instalaciones de la clínica, con una duración de una hora con 15 minutos, informó Joel Cebreros, director de Desarrollo Institucional de Oftavisión

En la campaña de cirugías de cataratas en Mazatlán promovida por el Club de Leones y la Clínica Oftavisión, 115 adultos mayores del sur de Sinaloa fueron beneficiados para volver a ver con claridad.

Las cirugías ambulatorias se realizaron en las instalaciones de la clínica, con una duración de una hora con 15 minutos, informó Joel Cebreros, director de Desarrollo Institucional de Oftavisión.

“Se está ahorrando yo creo por ahí el 85, 90 por ciento de lo que realmente vale la cirugía, porque solo se hace un pago simbólico que es como la cuota de recuperación, pero la cirugía realmente no tiene ningún costo”, informó.

$!‘Volver a ver es volver a vivir’, dicen adultos mayores sobre cirugías de cataratas

“Literalmente la mayoría de los pacientes vuelven a ver, hay quienes tienen una catarata total en donde el paciente ya no mira casi, en la medicina le llamamos un movimiento de mano o nada más perciben luz, algunos alcanzan a ver la primera letra de la cartilla que todos conocemos, pero ya después de la cirugía el paciente recupera la visión casi al 100 por ciento”, dijo.

María González Espinoza fue una de las beneficiarias del programa, ella tiene 78 años y su visión del ojo derecho se vio afectada.

“Yo salgo a caminar a las 6:15 de la mañana y en veces no hay bien luz, entonces yo ya no veía bien dónde podía poner los pies, me andaba yo tropezando y yo creo que esto va a ser de mucho beneficio”.

“Tengo amistades que las han operado y ellos dicen que todo ha salido bien y vuelven a ver, así que estoy muy animada”, manifestó la beneficiaria del programa al salir de cirugía.

$!‘Volver a ver es volver a vivir’, dicen adultos mayores sobre cirugías de cataratas

Expresó también que su alegría era porque ella ya había hecho el intento de operarse en otros espacios, pero el presupuesto no se lo había permitido hacerlo.

“Somos personas que nada más estamos esperando estas campañas para aprovecharlas, porque hay quienes no podemos pagarlas, creo yo que cuando pueda volver a ver, volveré a vivir, porque ya no dependeré de mis hijos”, expresó José, quien con una sonrisa esperaba su turno para entrar a cirugía.

El programa tiene varias fases, la primera consistió en realizar revisiones médicas para determinar qué tan grave era la afectación, si el problema no se confundía con carnosidad u otra enfermedad, y también en que los beneficiados fueran personas que realmente sus ingresos no se lo permitieran, aunque hay ocasiones en que la atención se brinda a todo el que lo solicita.

$!‘Volver a ver es volver a vivir’, dicen adultos mayores sobre cirugías de cataratas

Luego de la cirugía, al día siguiente regresan a quitarse la venda y se les realizan nuevos estudios para corroborar qué tanto mejoró la vista.

Después se realizan consultas periódicas, aunque en algunos casos hay quienes ocupan dos o tres cirugías más en los casos de mayor afectación, de las cuales también se paga una cuota de recuperación.

Periodismo ético, profesional y útil para ti.

Suscríbete y ayudanos a seguir
formando ciudadanos.

Suscríbete
Artículo disponible solo para lectores registrados
Periodismo ético, profesional y útil para ti.

Sé parte de nuestra comunidad.

Regístrate gratis
Descarga gratis nuestra App
Download on the App Store    Disponible en Google Play