|
Dedican un minuto de silencio previo al ‘Grito’ de Independencia

En la ceremonia del Grito de Independencia, López Obrador honra a las víctimas del Covid

Con un ‘¡Vivan las culturas del México prehispánico!’, el Presidente Andrés Manuel López Obrador encabeza la ceremonia para conmemorar 211 años del inicio de la Independencia en México desde Palacio Nacional, ante una Plaza de la Constitución vacía por la emergencia sanitaria del Covid-19

MÉXICO._ Con un minuto de silencio en honor a las personas que han perdido la vida por la pandemia del Covid-19, el Presidente Andrés Manuel López Obrador inició la ceremonia del tradicional Grito de Independencia.

Por tercera ocasión en su sexenio y la segunda ante un Zócalo vacío, debido a la pandemia y justo en los 500 años de la llegada de los españoles Tenochtitlán y los 200 años de la consumación de la Independencia de México, el Presidente Andrés Manuel López Obrador dio el Grito de la Independencia en la Ciudad de México.

Previamente, acompañado de su esposa, Beatriz Müller, López encabezó un minuto de silencio por las víctimas fatales que ha dejado el Covid-19.

Antes, el Presidente se ciñó al tradicional Grito donde se mencionan a los héroes anónimos de la guerra de Independencia, a Miguel Hidalgo y Costilla, a José María Morelos, a Josefa Ortiz de Domínguez y a Leona Vicario.

“Mexicanos, ¡Viva la independencia! ¡Viva Miguel Hidalgo y Costilla! ¡Viva José María Morelos y Pavón! ¡Viva Josefa Ortiz de Domínguez! ¡Viva Ignacio Allende! ¡Viva Leona Vicario! ¡Viva Vicente Guerrero! ¡Vivan los héroes anónimos! ¡Viva la libertad! ¡Viva la justicia! ¡Viva la igualdad! ¡Viva la democracia! ¡Viva la honestidad! ¡Viva nuestra soberanía! ¡Viva la fraternidad universal! ¡Viva el amor al prójimo! ¡Vivan las culturas del México prehispánico! ¡Viva México!, arengó López Obrador.

En la Plaza de la Constitución se instaló una maqueta monumental del antiguo Templo Mayor sobre la que se proyectó un video de la fundación, resistencia e Independencia de México al igual que sobre la fachada de la Catedral Metropolitana, cuyas campañas resonaron como cada año.

Luego vinieron los juegos pirotécnicos, que esta vez no estuvieron acompañados de los emocionados gritos de la multitud. El Presidente y su esposa, quien lució un vestido azul con bordados en color plata, disfrutaron del espectáculo de luz, color y música mexicana de diferentes regiones del país, diseñado expresamente para difundirse por televisión y plataformas de redes sociales ante los impedimentos que prevalecen por la pandemia de la Covid-19.

El festejo del Grito de la Independencia de este año, en su totalidad, no se alargó más allá de los 30 minutos.

El evento, transmitido por televisión, radio e Internet, quedó enmarcado en el maratón de conmemoraciones diseñadas este año por el Gobierno de López Obrador para conmemorar los 500 años de la resistencia indígena frente al arribo de las tropas del español Hernán Cortés, los 200 años de la consumación de la Independencia y los 700 años de la fundación de Tenochtitlan.

El Día de la Independencia es formalmente el 16 de septiembre, pero desde hace más de un siglo el Presidente da el “grito” la noche anterior.

(Con información de Sinembargo)

Descarga gratis nuestra App
Download on the App Store    Disponible en Google Play