|
Embajador

Ken Salazar comprometió intereses de EU al acercarse a AMLO, dice NYT; López Obrador defiende a Embajador

Salazar no ha capitalizado la estrecha relación con el mandatario mexicano para obtener beneficios cuando Biden más lo necesita, señala el rotativo

Ken Salazar, titular de la Embajada de Estados Unidos en México, perdió la confianza de funcionarios estadounidenses, porque parece contradecir las políticas de la Casa Blanca con tal de alinearse con el Presidente Andrés Manuel López Obrador, indica una nota publicada en el New York Times, firmada por los periodistas Natalie Kitroeff y María Abi-Jabib.

Sin identificar a los funcionarios descontentos, el rotativo neoyorquino afirma que existe “una creciente preocupación dentro de la administración [encabezada por el Presidente Joseph Biden] de que el Embajador haya comprometido los intereses estadounidenses” en su proceso de acercamiento con el político tabasqueño, al grado de que el titular del Poder Ejecutivo Federal mexicano invitó al diplomático a participar durante sus conferencias de prensas matutinas.

“Cuando Salazar asumió el cargo en septiembre del 2021 se le indicó que diera prioridad a construir una relación fuerte con López Obrador con la esperanza de que eso fomentaría la agenda de la Casa Blanca. Como el amortiguador principal entre Estados Unidos y un flujo de migrantes sin precedentes, López Obrador tiene un apalancamiento enorme sobre Joe Biden y su presidencia”, abundó el diario.

“Preservar la cooperación de México, dijeron funcionarios de la Administración Biden, significaba evitar conflictos con un líder mexicano voluble que tenía el poder de dañar el futuro político de Biden al negarse a mantener firmeza sobre la migración. Salazar de hecho ha tenido éxito en acercarse al presidente mexicano”, insistió el rotativo neoyorquino.

“Pero hay creciente preocupación dentro de la administración Biden de que, en el proceso, el Embajador de hecho podría haber puesto en peligro intereses estadounidenses -y de que no ha apalancado la relación para lograr triunfos de política cuando Biden más los necesita-, de acuerdo con entrevistas con más de una docena de funcionarios actuales y pasados y analistas”, agregó el NYT.

Según las mismas fuentes, Salazar no ha capitalizado la estrecha relación con el mandatario mexicano para obtener beneficios cuando Biden más lo necesita. Además, la nota indica que el diplomático ha asumido las afirmaciones de López Obrador de que la elección del 2006 le fue robada, “con lo que el Presidente alimenta la desconfianza en el sistema democrático” de México.

“Salazar, quien invitó al supervisor electoral de México a su residencia, le dijo al New York Times que quería saber: ‘¿Hubo fraude?’. El asunto había quedado zanjado hace mucho tiempo -para el sistema judicial de México, la Unión Europea y el Gobierno estadounidense- hasta ahora”, señaló el NYT.

Juan González, el asesor principal de Biden para Latinoamérica confirmó en una entrevista con el diario neoyorquino que la posición de Estados Unidos sobre el asunto “no ha cambiado”, pese al escepticismo del Embajador. “Reconocemos el desenlace de los resultados electorales [...] Estados Unidos lo ha dicho oficialmente”, apuntó.

Salazar, sin embargo, le dijo al New York Times que estaba “al tanto de la línea del Gobierno de Estados Unidos” y que él todavía tenía dudas. “Mucha gente que vio la votación esa noche, lo que incluye gente que no tiene un interés personal en ello, que es gente muy creíble, me ha dicho que hubo fraude”, insistió.

El diario neoyorquino recordó que el político tabasqueño ha cuestionado la integridad de la organización Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI). También causó “una tormenta política por aparentar apoyo a la reforma energética a la que se oponía el Gobierno de EE.UU. Asimismo, “ha guardado silencio mientras López Obrador ataca sin descanso a los periodistas”, cuestionó el NYT.

El rotativo también enfatizó que Salazar insiste en que su “relación directa” con el político tabasqueño beneficia a EE.UU. “Sin embargo, dentro del Gobierno de Estados Unidos algunos cuestionan si el enfoque suave de la administración realmente está funcionando, o simplemente está envalentonado a López Obrador mientras desafía la influencia estadounidense y socava las salvaguardas democráticas, según altos funcionarios estadounidenses que no estaban autorizados a hablar públicamente”, citó el NYT.

Periodismo ético, profesional y útil para ti.

Suscríbete y ayudanos a seguir
formando ciudadanos.

Suscríbete
Artículo disponible solo para lectores registrados
Periodismo ético, profesional y útil para ti.

Sé parte de nuestra comunidad.

Regístrate gratis
Descarga gratis nuestra App
Download on the App Store    Disponible en Google Play